jueves, julio 18, 2024
Anúnciate aquíGoogle search engine
- Advertisement -spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Un mundo nos vigila

La oleada OVNI del año 52

Por. Miguel Salvador Rodríguez Azueta, escritor veracruzano.

Al inicio del año 2023 las redes sociales y diversos medios de comunicación centraron su atención en los supuestos Objetos Voladores no Identificados que fueron observados alrededor del mundo.

Muy al estilo Hollywood, aparentes globos espías chinos fueron derribados por las fuerzas aéreas norteamericanas sobre los Estados Unidos y Canadá.

Por su parte, los chinos anunciaban que habían derribado otro Globo espía, este de manufactura Norteamérica.

Como si fuera poco, en los sucesivos días se ha dado a conocer el derribo de otros objetos no identificados y las especulaciones y preguntas no se han hecho esperar.

¿El fin del mundo? ¿Ya vienen? ¿vendrán bailando chacha cha?

En mi opinión esto no es más que una maniobra distractora de temas más importantes, llámese la Guerra en Ucrania o los errores humanos que desatan crisis ambientales, pero lo que si me queda claro es que el fenómeno de extraños objetos en el cielo no es nuevo y para muestra un botón.

El 28 de agosto de 1952 el Decano de la Prensa Nacional, el Dictamen, daba cuenta en primera plana del avistamiento de un plato volador sobre la ciudad de Veracruz.
De acuerdo a los testigos referidos en la nota como de gran credibilidad, eran las 2:15 de la madrugada cuando observaron un objeto en forma de media luna rodeado de una luz verdosa tipo neón volando a gran velocidad rumbo al mar, por cierto, gracias aquellos testigos trasnochados sabemos que aquella madrugada de jueves era muy calurosa.

Lo curioso de esta nota es que efectivamente aquel año se dieron avistamientos de extraños objetos y seres en todo el mundo, especialmente en Estados Unidos y para ser más exacto referiré dos incidentes el del monstruo de Flatwood, Virginia Occidental el 12 de Septiembre y el avistamiento masivo de OVNIS de Washington DC del 12 al 29 de Julio del mismo año.

Estos dos incidentes me llaman la atención porque el mostro avistado en aquel pequeño poblado de Virginia Occidental tiene mucho de parecido con un extraño ser que mi abuelo dijo ver por aquellos años cerca de la zona del acuario en la ciudad de Veracruz.

Mi abuelo contaba que era un monje que volaba sobre los charcos que se habían formado por una fuerte lluvia. La historia era digna de creerse porque mi abuelo no tomaba y era muy serio en su trato, es más. La historia la contaba mi padre porque mi abuelo, insisto no era muy dado a ese tipo de comentarios.

Con el paso del tiempo y la llegada de los videos virales y la abundancia de datos que nos proporcionó el internet me dio la oportunidad de comparar el ser de Flatwood, con la Bruja de Monterrey y el extraño monje volador, lo que me llevó a pensar en que mi abuelo lo que había visto era una especie de sonda espacial.

Por lo que hace a los objetos que aquellos años se llegaron a verse, tiempo después se dio a conocer la existencia del famoso caza bombardeo invisible a los radares – que efectivamente tiene forma de media luna- el famoso F117.

Pues bien, esperemos ver que nos depara el destino con estos extraños objetos que suelen verse en los cielos.

@miguel_salvador

Imagen: Portada del Diario El Dictamen, de 1952

IMÁGENES
PORTADA DEL DIARIO EL DICTAMEN DE 1952