martes, julio 5, 2022
Anúnciate aquíGoogle search engine
InicioEstadoRevisiones periódicas ayudan a detectar a tiempo cáncer de mama y próstata:...

Revisiones periódicas ayudan a detectar a tiempo cáncer de mama y próstata: IMSS

Orizaba, Ver.- El cáncer de mama y el de próstata son los de mayor incidencia en la población femenina y masculina, respectivamente; padecimientos que pueden detectarse oportunamente a través de mastografía o antígeno prostático, ambos estudios enfocados a mayores de 40 años. 

Diego Thor García, director de la clínica 6 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Orizaba, reconoce que el cáncer de mama “es una enfermedad cada vez más frecuente, porque todavía existen muchos tabúes acerca de la mastografía, “hay quienes creen que les puede causar un daño y que incluso les puede dar cáncer u otras enfermedades. El proceso es un poco incómodo porque debe haber un aplastamiento del seno para tener datos más precisos y es un proceso molesto”. 

Entendemos que el seno es un órgano muy sensible, pero es una vez cada dos años, si hay buenos resultados la siguiente va a ser en dos años, “hay muchos tabúes y cuando detectamos un cáncer ya es demasiado tarde, la paciente ya tiene un tumor o una ulceración, ahí ya no es necesaria hacer una mastografía sino una biopsia”. 

Las pacientes con antecedentes familiares de cáncer de mama “deben ser sometidas a estos estudios incluso a edad jóvenes, hay casos de personas entre 20 a 30 años que han sido detectadas con cáncer de mama y a veces tiene alguna nodulación o ulceración, se hacen los estudios y los mismos protocolos determinan que es cáncer, se procede entonces a medidas radicales”. 

El cáncer tiene un factor hereditario muy importante, sobre todo el de mama, “si tus abuelos tuvieron cáncer es altamente posible que igual tengan el mismo problema, por eso es necesario que se hagan este tipo de estudios. Cuando escuchamos cáncer nos imaginamos lo peor, pero debemos asumir medidas antes de llegar a ese extremo, debemos cuidar nuestra alimentación, por ejemplo, la vida ahora es muy rápida, y la comida ya es así. No hay tiempo para un buen desayuno, comida o cena, hoy comemos mucha chatarra y todo el día. Necesario ahora es una buena alimentación, pero preferimos una hamburguesa, el problema es que es todos los días y eso propicia un factor de riesgo para cáncer. Necesitamos volver a las raíces, a la alimentación sana, pero además someterse a sesiones de ejercicio, “no se trata de hacer cinco o seis horas días, sino con 30 minutos de ejercicio, es suficiente, pero es necesario hacer actividad física y con ello mejorar las condiciones de salud”.

Artículos Relacionados
spot_img

Lo más reciente

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img