martes, agosto 9, 2022
Anúnciate aquíGoogle search engine
- Advertisement -spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Apuntes desde el suelo (4)

Crónicas Ausentes
Lenin Torres Antonio

…La crisis del sistema de partidos políticos y MORENA incluyente y reformándose…
…Alito y los impresentables…
…La ingenuidad-perversa de la oposición a AMLO.
…Una IP nacionalista…

Una sana democracia necesita de un sistema de partidos políticos autónomos y alejados del poder económico y mediático, capaces de expresar las ideas y convicciones de sus militantes, lamentablemente México vive una crisis de su sistema de partidos políticos, principalmente por la falta de autonomía, y porque obedecen y representan otros intereses, esencialmente del de la clase empresarial y de los consorcios de comunicación, es el caso de los partidos políticos PRI, PAN, Y PRD, que integran la Alianza opositora al gobierno del presidente Obrador.

Sacar de la crisis en que se encuentra el sistema de partidos políticos en México, significa que los liderazgos del PRI, PAN, Y PRD entiendan esas máximas democráticas de la autonomía y separación con el poder económico y mediático, y se inserten responsablemente en la 4ª Transformación pacífica de México, y en el cuidado de la democracia y la república, sólo así podrán tener un lugar en el debate nacional por el proyecto de nación que se está configurando para resolver los graves problemas que aún persisten en México.

Mientras los partidos políticos de la alianza opositora siguen con su pobre estrategia política del “no es no”, su guerra sucia mediática contra el gobierno del presidente Obrador, su incapacidad de renovarse democráticamente y entender los nuevo tiempo de la república, MORENA continua delineándose como el principal partido político capaz de continuar encabezando la 4ª Transformación de México, por lo que éste fin de semana ha convocado a toda su militancia activa y a sus simpatizantes a renovar su estructura de delegados, quienes tendrán la responsabilidad de renovar la dirigencia nacional y las estatales, y preparar la plataforma política-electoral para los procesos del 2023 y 2024.

¡No hay vacíos de poder!, en México, los movimientos progresistas de izquierdas, como en casi toda Latinoamérica, están llegando a la gobernanza y ejerciendo políticas neoliberales auténticamente sociales, y fomentando un mercado social. Ahí está la diferencia con los movimientos de derecha que obedecieron dogmáticamente los lineamientos de un neoliberalismo salvaje des-humanizado, donde el único dios que creyeron era, “era el dios dinero” para beneficio de unos cuantos.

Bien por MORENA y su proceso por consolidarse como un auténtico partido político democrático y autónomo…
Sigue el culebrón trágico-cómico y grotesco de Alito alías el “yo no fui”, y la inaudita cobertura que todavía le hacen algunos medios de comunicación, donde se presenta con su retahíla de incoherencias y auto-apologías, intentando patéticamente verse como un “luchador social y revolucionario” y “perseguido político” pese a lo evidente de los audios donde muestra su mediocridad, vulgaridad y demencia; y lo peor, que es el actual presidente nacional del PRI y Diputado del PRI en el Congreso de los Diputados, y por muchos años gobernó y representó a los campechanos; este caso viene muy bien para hablar de una reforma electoral y política, que construya mecanismos constitucionales para evitar que haya esos impresentables, principalmente por el daño que le hacen a la democracia y a la política.

Alito como bien lo comenta Epigmenio Ibarra, no es un hecho aislado, y si un síntoma de la decadencia de la clase política PRIANISTA; no es un caso clínico, es el reflejo de la normalidad de la mentalidad como se hacía y se hace política dentro de muchos partidos políticos, y es lamentable, porque es un terrible lastre para las perspectivas de futuro de México, para la consolidación de la democracia, para crear un nuevo sistema político que subsane todos esos vicios, locuras, y desviaciones históricas que tanto han dañado a México.

Bien podemos decir que mientras no exista una nueva cultura política de la decencia y una clínica de lo social, donde se priorice la salud mental, la inteligencia y la educación cívica, México puede estar condenado a repetir los errores de su historia.

Tan fundamental es restituir la funcionalidad perdida del estado mexicano y sus instituciones, como re-educar, si es posible, a la clase política opositora que hoy muestra con todo esplendor su degeneración, PRI, PAN, PRD, y MC, quienes se encuentran anclados en las viejas prácticas y conducidos por mentalidades y comportamientos “alitoides” (neologismo, dícese a quienes se asemejan a “Alito”.

Aparte de “Alito”, hay muchos impresentables que México debe deshacerse si quiere consolidar su 4ª T. pacífica…

El uso en la política de los medios de comunicación como instrumento para formar opinión no es nuevo, lo que sí es nuevo es la masificación que permite la internet para llegar a una mayor número y en menor tiempo de personas, todavía hace poco, la mayoría de los partidos políticos invertían sumas millonarias para contratar expertos en marketing político electoral, y se apostaba a “la forma” más que “al contenido” para la promoción de los candidatos a ocupar algún puesto de elección popular, como presidentes municipales, gobernadores, presidentes de la república y diputados y senadores; y realizaban contratos millonarios con los consorcios de comunicación, principalmente con la TV y la Radio; posteriormente, no tan sólo se contrataban a esos gurús del marketing para delinear de la mejor manera a los afortunados “candidatotes”, sino también para diseñar “la guerra sucia”, como sucedió contra el presidente Obrador, que el impresentable Vicente Fox dijo que personalmente se encargaría que no llegara a la presidencia de México, para ello, contrató al gurú español del marketing Antonio Solá, quien acuño la frase “AMLO un peligro para México”, slogan que los consorcios de los medios de comunicación coludidos con el poder político y económico, no cesaron de repetirlo fascistoidemente, utilizando la técnica goebbeliana de “repetir una mentira hasta convertirla en una verdad”, como también hace poco se comprobó que la Alianza opositora tuvo que pagarle más de 5 millones de dólares al mismo personaje, verdad que se supo por los audios de Alito exhibidos valientemente por la gobernadora de Campeche Layda Sansores.

La llegada de la internet ha permitido que esas campañas masifiquen la “guerra sucia”, y demuestra que todavía la clase política PRIANISTA confía en esa vieja técnica y estrategia política fascista-hitleriana que describí más arriba, aunque de la misma manera, la internet a través de las redes sociales, ha permito que la sociedad, pese a los filtros del Imperio que controla ese medio virtual de comunicación, esté más informada y pueda distinguir entre la mentira y la verdad.

No obstante, a la era de la internet vemos como políticos y partidos políticos apuestan a las viejas formas clásicas de lonas impresas y espectaculares para promover su imagen, y una que otra idea.

La guerra sucia desplegada desde el primer minuto de la llegada a la presidencia de AMLO, no ha cesado ni han dado tregua alguna, pasan de un hecho pueril a otro, de un acontecimiento simple a intentar hacerlo espectacular y mediático, pese a eso la agenda política la sigue dictando el presidente Obrador desde su programa de TV virtual “las mañaneras”, evidenciando la poca inteligencia de los gurús del marketing político contratados por la oposición, pues “la forma” ya no basta en estas sociedades más informadas, cuando se puede saber la verdad, “el contenido”, y eso marca la diferencia, por ejemplo, la oposición por la recomendación de sus excelsos asesores de marketing, ha intentado convertir el pasado corrupto y banal, o sea su pasado, con el presente, tratando de crear la opinión de que México vive “lo viejo” como “lo nuevo”, así han tratado de crear un símil de “la casa blanca” regalada a la ex familia Peña Nieto por empresarios como agradecimiento de haberles permitido lucrar de forma ilegal con contratados otorgados por el estado mexicano bajo la presidencia de Enrique Peña Nieto, con un casa rentada en Houston al hijo del presidente Obrador, que se comprobó que no había ninguna ilegalidad, así mismo, hace poco en el estado de Veracruz, desplegaron un espectacular comparando el gobierno de Duarte con el del gobernador Cuitláhuac García, con la esperanza que el que lo vea, esté de acuerdo con esa comparación que no tiene parangón entre Duarte y Cuitláhuac, mientras el primero es un delincuente condenado por delitos en su gobierno, el gobernador García, lleva su gobierno muy lejos de esos escándalos de corrupción y malversación de fondos, haciendo una gobernanza pulcra y eficiente.

Pero la ingenua oposición con sus estrategias mediáticas intenta hacer política, siendo lo único que hace, pues jamás la hemos visto planteando una alternativa de proyecto de nación ni mucho menos proponiendo alguna política pública para resolver alguno de los tantos problemas que nos heredaron y son los responsables directos.

Una oposición que no se ha sobrepuesto del shock traumático que le provocó haber perdido el poder público, en otras palabras, el haber perdido el erario público, y como si no fuera ellos los señalado y participes, e incluso algunos autores directo, de la degeneración de la vida pública y política de México, actúan con tal descaro e insolencia, como el decrepito ex presidente Vicente Fox que sin ninguna calidad intelectual y mucho menos moral opina como una especie de vomito sandeces y desvaríos, o como Felipe Calderón, que teniendo en la cárcel de los EEUU a su secretario de seguridad, se atreve opinar de la inseguridad y el narcotráfico, en fin, por el bien de México y por el necesario debate de las ideas espero que pronto haya una rebelión de las bases priistas y panistas, y ocurra el necesario relevo generacional, ¡o se refundan o mueren!, no hay otra disyuntiva…

Cuando se habla del poder económico, hay que puntualizar que es una pequeña élite que históricamente ha venido aculando las riquezas de un país, es decir, en México “el 20% de las familias más ricas de México concentran la mitad de la riqueza”, “México es un país desigual; las familias más acaudaladas concentran el 48.5% del total de la riqueza que ingresa a las viviendas mexicanas. Mientras que los hogares más pobres apenas poseen el 2% de la riqueza” (1), esa elite económica, traidora a la patria, fue la beneficiada por el proceso de privatización, pero la Iniciativa Privada, la verdadera, es decir, el constructor, el fabricante de ladrillo, el abarrotero, los carniceros, el diseñador, etc., no hicieron el contubernio con el poder político ni mediático ni económico, y es la que necesitamos que encabece la Economía Nacionalista, por lo que no hay que meter en un mismo saco a esa élite depredadora que ha usado la política y los medios de comunicación para amansar fortuna a costo de acumular pobreza y desigualdades, con el verdadero aparato productivo que es el que sostiene la economía del país, y que no se siente identificado ni con las elites económicas corruptas, pero tampoco se siente identificado con el movimiento de la 4ª T., principalmente por asemejar equivocadamente que la 4ª T. está enfocado en una especie de retomar las tesis comunistas, de un estado que debe controlar la producción, y la oposición ha utilizado ese equivoco y miedo para atacar el movimiento progresista de la 4ª T, pese a que el estado mexicano Obradorista sigue operando dentro de los parámetros de la economía capitalista como todo el mundo. La alternativa socialista se fue con la caída del muro de Berlín y la desintegración de la URSS.

La economía nacionalista implica construir un mercado social identificado con la identidad nacional mexicana, un estado que asuma el papel de árbitro imparcial, que entienda que la acumulación de las riquezas en unas cuantas familias es el resultado del contubernio factico de esa élite económica con la política. Por lo que la economía nacionalista debe estar inspirada no por las necesidades del mundo global ni los sentimientos de felicidad que el falso mundo global ha venido interiorizando. Así que se puede estar desde adentro de lo nacional conviviendo con otras formas de concebir la vida y la sociedad, en un ambiente de tolerancia y respeto a la diferencia.

Europa misma lucha por mantener intacto sus ideales ilustrados, y mantiene una economía neoliberal que promueve un mercado social, por lo que resulta válido construir desde una visión holística lo que nos identifique como mexicanos, sin que esto signifique la renuncia a la convivencia con otros mundos terrenales o sistemas de intercambios, conservando nuestros propios rostros e identidades.

Viene bien decir que los límites de mis ojos son mis ojos, y el límite de tus ojos son tus ojos.

Así que la conciencia planetaria tiene sus partes esenciales en las diferencias humanas y cósmicas, no se puede mantener a los diferentes a fuerza en un hombre universal quimérico. Lo real es el espacio que habitamos como comunidad, como sociedad, las diferentes lenguas lo atestiguan, y la carne construye los conceptos y pensamientos, y volver a lo local es una necesidad imprescindible para salir de la esquizoide visión de lo global deshumanizado, dejar “la sonrisa como especie de mueca”, como bien nos describe bellamente don Joaquín Sabina.

1.- El economista.

Julio de 2022