Avanza en Orizaba proyecto de Tobogán de la Montaña; logra permiso ambiental
agosto 01, 2021 | Sayda Chiñas Córdova

El municipio de Orizaba logró la autorización ambiental para la construcción de un tobogán de montaña en el cerro Escamela pero aún debe hacer cambios en el uso de suelo, realizar una consulta indígena y presentar un proyecto de reforestación con estudios sobre flora y fauna.

El Manifiesto de Impacto Ambiental (MIA) particular presentado por el municipio fue aceptado aunque se le instruye a cumplir una serie de estudios y consideraciones para que la construcción pueda avanzar.

El municipio invertirá 56 millones de pesos en la construcción del Tobogán de la Montaña, un juego recreativo que busca detonar el turismo ecológico en este Pueblo Mágico.

El proyecto presentado ante las autoridades ambientales considera construir una estructura de 554 metros lineales a cinco metros de altura sobre el cerro de Escamela, considerado un pulmón natural en el área metropolitana de Orizaba y del municipio de Ixtaczoquitlán.

Tendrá estacionamiento, una tienda, una taquilla y el cuarto de máquinas que controlará la caída de los 20 trineos que tendrá el tobogán.

Al estar en una Unidad ambiental de biofísica denominada "Sierras y pie de montes entre Veracruz y puebla" se considera que esta zona debe tener una prioridad en la reforestación. Por eso el municipio debe aplicar un programa con esta acción para conservar el lugar y otro de mitigación en la zona del proyecto.

La Dirección General de Impacto y riesgo ambiental (DGIRA) consideró necesario que el municipio busque el cambio del suelo forestal para que puedan seguir adelante con su proyecto.

El objetivo: aumentar turismo

Este tobogán consiste en vehículos para llevar a uno o dos pasajeros que bajan por gravedad a lo largo de una vía luego de ser subidas por el motor eléctrico hasta el punto en el que empieza la bajada.

Se controlará con software los límites de velocidad (40 km/hora) y los operadores tendrán que estar pendientes del distanciamiento mecánico entre los usuarios y las medidas de seguridad.

Cabe señalar que la Secretaría de Medio Ambiente (Sedema) cuestionó el costo de la obra en relación con el beneficio que va a recibir la población, ya que el proyecto será financiado con recursos municipales.

Además, falta la consulta indígena ya que este cerro se comparte con otros municipios, donde hay mucha más presencia de pueblos originarios.

Las fotos del día