Hallan fosa clandestina en Alvarado; siguen desapariciones en pandemia
febrero 19, 2021 | Roxana Aguirre y Sayda Chiñas

Este sitio podría ser parte de un corredor de fosas; hay cercanía con El Arbolillo: Díaz Genao

Alvarado, Ver.- Llantas, sartenes, palas, ropa, todo dispuesto como si se tratara de un centro de entrenamiento, o un campo de exterminio, así luce el islote Puquita, donde la Comisión Nacional de Búsqueda ha hallado cinco puntos positivos, que fueron usados como fosa clandestina.

Los árboles de mangle rodean toda la zona, las raíces entrelazadas entre sí forman un entramado en el suelo debajo del cual han sido encontrados restos humanos envueltos en bolsas negras.

Algunos de los sitios ya fueron explorados, se ha hecho un agujero en forma rectangular, y lo encontrado fue depositado a un costado, sin embargo la labor está lejos de terminar.

El sitio es un paraíso enclavado en el centro de la laguna de Alvarado, el canto de diferentes especies de aves llena el ambiente durante el día, sin embargo durante la noche el silencio se cimbra sobre la oscuridad, solo interrumpido por algún motor de lancha que circula por la zona. Hoy los pescadores de la zona se atreven a decir que pudo haberse tratado de los verdugos de las personas que encontraron su último descanso en Puquita.

El proceso de exhumación aún no se realiza, no se cuenta todavía con las condiciones debido a que el frente frío complica la labor.

"Rápidamente se observaban remociones y alteraciones en esta zona por lo que personal de la comisión nacional y estatal se dieron a la tarea de entrar en esta área y poder observar si se podía tener un positivo, por lo que estuvieron trabajando en esta área y se dio aviso a Fiscalía General del Estado (FGE), a la Dirección General de Servicios Periciales para que se abriera la carpeta", explicó Brenda Cerón, titular de la Comisión Estatal de Búsqueda en Veracruz.

La funcionaria indicó que se busca generar un plan de intervención para la zona, que aparentemente es muy amplia, pues en el recorrido que se realizó, a simple vista se pueden observar indicios de entierros clandestinos en la zona.

Para llegar al islote hay que tomar una lancha, el punto más cercano es la cabecera municipal de Alvarado, desde donde se han coordinado las labores por parte de la Guardia Nacional, la Comisión Nacional de Búsqueda, la Comisión Estatal de Búsqueda y la Secretaría de la Defensa Nacional.

Para Lucía Díaz Genao, este sitio podría ser parte de un corredor de fosas clandestinas dispuestas a lo largo de la laguna de Alvarado, por su cercanía con Arbolillo, fosa encontrada en 2017 por la FGE, y con otros puntos que hasta la fecha han permanecido en el tintero de las denuncias que llegan a los colectivos, pero que no han podido ser explorados.

"Es evidente que hay más fosas, esto resalta la realidad de Veracruz que es el escenario de lo macabro, salido de una obra de terror, nadie se imagina cómo pudieron llegar tantas personas a ser enterrados en la clandestinidad, es un horror", afirmó Díaz Genao.

El Arbolillo –fosa encontrada en 2017– se encuentra muy cerca del islote Puquita, ahí se han encontrado 47 cráneos durante la primera búsqueda y 190 más en otra diligencia realizada en 2018. Sin embargo, derivado de un pésimo trabajo de búsqueda y exhumación de la FGE, el colectivo Solecito Veracruzano solicitó volver, y desde octubre de 2019 hacen otra búsqueda en la zona. Recientemente hallaron seis cuerpos completos, y un sinnúmero de restos que fueron dejados por las autoridades ahí, a pesar de pasar meses trabajando en el sitio y darlo por terminado.

Los hallazgos en el islote Puquita, podrían formar parte de este corredor del horror, que era recorrido en lanchas, para poder deshacerse de personas que fueron privadas de su libertad y luego de su vida, y enterradas de forma clandestina para evitar que fueran halladas.

Desapariciones continúan pese a pandemia

Cinco nuevos casos de desaparición de personas se han sumado al Colectivo de Madres en Búsqueda Coatzacoalcos durante 2020, ya que es un delito que no se ha acabado con las nuevas autoridades; las activistas preparan una búsqueda la próxima semana.

Lenit Enríquez Orozco, presidenta del Colectivo, dio a conocer que el año pasado y este mes de enero, se han sumado familias que buscan a sus familiares.

Detalló que aun con la reducción de movilidad por la pandemia, el delito de desaparición de personas se sigue presentado en todo el sur de Veracruz.

Tan solo este colectivo tienen 43 casos de familias que están trabajando en las búsquedas, con sus propios recursos materiales, tiempo y dinero, muchas veces sin apoyo institucional.

La activista señaló que durante la pandemia se les ha complicado mucho realizar algunos trámites por el cierre de las dependencias o de las medidas de sanidad implementadas, sin embargo siguen dando la lucha.

Este jueves, el Colectivo de Madres en Búsqueda Coatzacoalcos, este jueves renovaron carteles de búsqueda instalados en el Parque Infantil de la colonia Playa Sol, los cuales pagaron ellos.

La idea de mantener estos carteles es visibilizar el tema de las desapariciones y obtener algún tipo de información sobre el paradero de las personas, junto con teléfonos de contacto.

Además, dijo que estarán realizando diferentes actividades públicas con la intención de realizar boteo y colectas entre la ciudadanía para que puedan continuar con sus labores de búsqueda en la región sur.

Enríquez Orozco dijo que la próxima semana realizarán una nueva búsqueda en predios de Coatzacoalcos, pero no quiso adelantar información para no entorpecer el proceso legal.

Las fotos del día