Recluta el hampa a jóvenes indígenas en Zongolica, alertan habitantes
enero 11, 2021 | Fernando Inés Carmona

Orizaba, Ver.- La delincuencia organizada recluta a jóvenes indígenas en municipios de la sierra de Zongolica para usarlos en sus actividades delictivas; la falta de oportunidades de empleo y los fallidos esquemas de seguridad son algunos de los factores por los cuales en esas regiones se prefiere delinquir que emigrar a los Estados Unidos o, en el peor de los casos, trabajar la tierra.

En este sentido, Jairo Guarneros Sosa, representante de la organización no gubernamental Coordinadora de la Sociedad Civil, refiere: "pareciera que la falta de oportunidades de empleo en la sierra provoca todo ello. No es nada diferente a lo que sucede en las zonas urbanas", según relatan los propios habitantes sobre la delincuencia en los meses recientes.

La vinculación entre jóvenes indígenas con la delincuencia organizada "es por pobreza o por la falta de respuesta de la autoridad policiaca que no detiene ni controla la ola de violencia. Me parece que hay una combinación de todo, falta de expectativas en los y las jóvenes, más que falta de respuestas de la autoridad serían omisiones y, por último, impunidad. Son ambas cosas", admitió el entrevistado.

En este sentido, los habitantes no dudan que sean jóvenes indígenas los que se vinculan con la delincuencia organizada, porque las células que operan en esas regiones usan caminos alternos para escapar, en determinado momento, de las estrategias de seguridad, "puede ser que estén vinculados, pero igual habría que tener en cuenta que ha pasado con Astacinga, Tehuipango y prácticamente todas las cabeceras municipales con la migración de jóvenes hacia el norte del país y hacia los Estados Unidos".

Ese vínculo "ya lo está siendo sobre todo porque los jóvenes, conocen las veredas y caminos poco transitados que hace más fácil que se muevan sin muchos problemas y sobre todo, porque por parte de las autoridades no se ve una estrategia acertada para enfrentar esa situación. Sin duda alguna se corre el riesgo de que esa participación de jóvenes indígenas en hechos delictivos, siga creciendo. Sin duda, es un riesgo con muchas probabilidades".

No obstante, hay otro escenario que igual se pudiera complicar con la presencia creciente de la delincuencia organizada, "pudiera incrementarse la represión contra organizaciones sociales, bajo pretexto de esquemas de seguridad. Eso sería creo lo más evidente, lo otro que sería peor es que se pretenda utilizar a esos jóvenes en contra de las organizaciones sociales y presentarlo públicamente como parte de la inseguridad que se vive, eso sería peor".a

Las fotos del día