Agua para Tod@s propone garantizar acceso al servicio de manera equitativa y sustentable
enero 08, 2021 | Norma Trujillo Báez

La Ley vigente de Aguas Nacionales (LAN) permite la privatización de sistemas municipales y obras hidráulicas, y niega derechos a sistemas comunitarios, de igual manera, no reconoce los derechos de ejidos y comunidades que hayan recibido dotaciones por decreto presidencial. No cuenta con instrumentos para poder corregir el sobre concesionamiento ni el acaparamiento, aun cuando hayan sido otorgadas con base en estudios manipulados y se pueda comprobar la existencia de daños a terceros.

La Coordinadora Nacional "Agua Para Tod@s, Agua para la Vida" señala que el despojo del líquido ha afectado gravemente a la comunidad mexicana. Las y los mexicanos han sabido responder ante cada intento de despojo con propuestas y acciones dirigidas a recuperar nuestra soberanía hídrica, defender fuentes de agua y el acceso a este recurso con equidad para todas y todos. Esto se ha hecho cada vez más difícil desde la creación de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) en 1989 por Carlos Salinas de Gortari, con el fin de poner las aguas de la nación a disposición de los grandes intereses empresariales externos e internos. Estos mismos intereses exigieron la aprobación de una Ley de Aguas Nacionales en 1992, con el fin crear "mercados del agua" y desconocer los derechos ancestrales de los pueblos de acceso a este bien.

La LAN no contiene instrumentos para garantizar que los municipios y comisiones estatales puedan proveer de agua a toda su población, mientras que ha permitido que las inmobiliarias obtengan concesiones y controlen los servicios en sus fraccionamientos. La ley actual no permite regular descargas de aguas nacionales excepto cuando el cuerpo receptor es federal. La ley actual permite que las mineras utilicen aguas subterráneas sin concesión y no contempla mecanismos para controlar la emisión de jales, siendo la causa principal de los derrames contaminantes. La corrupción e influyentismo no pueden ser atendidos sin modificar la ley actual.

La LAN no contiene mecanismos para controlar la contaminación por las salmueras de las desalinizadoras, las aguas residuales de la explotación de hidrocarburos por fractura hidráulica (fracking) o los lodos contaminados residuales de las plantas de tratamiento.

Ante ello, la Coordinadora Nacional Agua Para Tod@s sostiene en una carta dirigida al Presidente de la República, con propuestas integrales de soluciones viables a la crisis del agua aplicables en el corto, mediano y largo plazo, que toman en cuenta los requerimientos de los artículos 1º, 2º, 4º, y 27º de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y los tratados internacionales firmados por México, para garantizar el acceso al agua de forma equitativa y sustentable, con participación ciudadana.

Las fotos del día