Política

"Jueces que no se conduzcan con rectitud y transparencia se atendrán a consecuencias"

noviembre 17, 2020

La magistrada presidenta del Poder Judicial del Estado de Veracruz (PJEV), Isabel Inés Romero Cruz, advirtió que los jueces que no se conduzcan con rectitud "se atendrán a las consecuencias".

Durante la gestión de su antecesora, Sofía Martínez Huerta, el gobernador de Veracruz Cuitláhuac García Jiménez reprochó que hay jueces que otorgan libertad a delincuentes, dejando a un lado el bienestar y paz social en la entidad. Ante esto, Romero Cruz exhortó a los jueces para que caminen con rectitud y transparencia, "si alguno de ellos no lo hace, se atendrá a las consecuencias".

Explicó que desde que tomó las riendas del Poder Judicial, el 23 de octubre, visitó los distritos judiciales de Misantla, Martínez de la Torre y Jalacingo. Aseveró que los tiempos han cambiado y se comprometió a la revisión de los juzgados, "vamos hacer visitas judiciales y de ahí vamos a llamar a todos y cada uno de los oficiales y administrativos, desde el más bajo hasta el de mayor rango, jueces y todos ellos, los estoy exhortando a que caminemos con rectitud y transparencia".

Explicó que en respuesta, los trabajadores, jueces y demás funcionarios públicos se han comprometido, "saben que son tiempos de cambio".

En cuanto a la modernización de los juzgados, indicó que están focalizados en la digitalización, tema que ha sido reproche de barras de abogados y litigantes independientes durante el periodo de la emergencia sanitaria de covid-19. "Estamos trabajando en la cuestión digital, pero vamos paso a paso, no podemos de momento hace todo", reconoció.

Condenan a dos ex policías por secuestro y delincuencia organizada

Veracruz, Ver.- La Fiscalía General de la República (FGR), a través de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (Seido), determinó sentencia condenatoria de 65 años de prisión en contra de dos personas por los delitos de delincuencia organizada y secuestro.

Los acusados fueron detenidos en diversos momentos en el año 2011 ante la comisión de delitos flagrantes, además se les atribuye pertenecer a un grupo delictivo, mismo que operaba, entre otros estados, en Veracruz. Ambos sujetos también eran elementos de la Policía Intermunicipal de esta entidad, y partícipes de un secuestro efectuado hace nueve años en Boca del Río, en el que privaron de la vida a la víctima.

Posteriormente, el 30 de octubre de este 2020 se dictó sentencia condenatoria en su contra por los delitos de delincuencia organizada (hipótesis de contra la salud y secuestro) y privación ilegal de la libertad, en la modalidad de secuestro, por lo que otorgó a cada uno la pena de 65 años de prisión.