Política

Negativa a despenalizar aborto lesiona derechos

julio 30, 2020

Luego que la Suprema Corte de Justicia de la Nación desechara la discusión de la despenalización del aborto en México, que de haber sido aprobada obligaría al Congreso de Veracruz a despenalizar la interrupción del aborto, organizaciones de derechos humanos señalaron que esta determinación del alto tribunal deja en indefensión a las mujeres de Veracruz que necesitan interrumpir el embarazo y esto es una violación a la salud reproductiva.

En conferencia de prensa, Católicas por el Derecho a Decidir, AC; Justicia, Derechos Humanos y Género, AC; Academia, Litigio Estratégico e Incidencia en Derechos Humanos, AC, el Frente Veracruzano por la Vida y la Salud de las Mujeres y la Fundación Mexicana para la planeación Familiar, MEXFAM, organizaciones que solicitaron el amparo relacionado con la legislación a favor del aborto en Veracruz, señalaron que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) no resolvió la situación de violación al derecho a la salud reproductiva de las mujeres en Veracruz.

Con cuatro votos a favor y uno en contra, el día de ayer la Corte desechó el proyecto presentado por el ministro Juan Luis González Alcántara Carrancá al valorar que no existe omisión legislativa del Congreso del estado de Veracruz al no haber modificado diversos artículos del Código Penal de esa entidad que violentan o restringen los derechos humanos de las mujeres.

María de la Luz Estrada, coordinadora del área de Violencia de Género y Derechos Humanos de Católicas por el Derecho a Decidir y del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio (OCNF) hizo hincapié que no se discutió a fondo la situación del acceso al aborto legal en dicha entidad.

En el informe de la Declaratoria de Alerta de Violencia de Género por Agravio Comparado se demuestra que el estado de Veracruz cuenta con marcos normativos restrictivos que deja en una situación grave a las mujeres que necesitan interrumpir un embarazo.

Rodolfo Domínguez, director de Justicia, Derechos Humanos y Género, AC, mencionó que la declaratoria de Alerta de Violencia de Género por Agravio Comparado evidenció que en Veracruz hay marcos normativos, leyes y políticas públicas que discriminan a las mujeres y que violentan sus derechos. Por esta razón, las organizaciones amparistas buscaron implementar un mecanismo político, jurídico y administrativo para dar respuesta a las obligaciones que tiene que cumplir el Estado Mexicano y que contenidas en tratados internacionales como Belem do Pará. Una de esas obligaciones es modificar los marcos normativos que discriminan y violentan a las mujeres.

Por su parte Patricia Bedolla, de Academia, Litigio Estratégico e Incidencia en Derechos Humanos, AC, refirió que los ministros centraron su atención en uno de los agravios del amparo que tienen que ver con la omisión legislativa y dejaron de lado los otros dos agravios que tienen que ver con los derechos humanos de las mujeres, es decir lo más fundamental del proyecto.

Las organizaciones que promovieron el amparo, dijo , esperarán el engrose del proyecto para conocer a fondo los fundamentos que llevaron a la Corte a tomar esta decisión y así, poder definir cuál será el camino jurídico a seguir.

Esmeralda Lexcius, integrante de la Fundación Mexicana para la planeación Familiar, MEXFAM comentó que el proyecto del Ministro González Alcántara Carrancá estaba a la vanguardia porque iba encaminado a sentar un precedente en el tema de las omisiones legislativas. Lamentó que con la decisión de la Corte se deja una gran deuda con las mujeres de Veracruz que al día de hoy tienen que seguir soportando un marco jurídico vigente que obstaculiza los derechos de las mujeres al no permitir que tengan acceso a un aborto legal y seguro.