Política

Imperan el estrés y la incertidumbre entre jóvenes aspirantes a ingresar a UV: sondeo

junio 14, 2020

Algunos estudiantes que concluyen su bachillerato ven con estrés, temor, incertidumbre y preocupación la indefinición en la fecha del examen de admisión de la Universidad Veracruzana (UV); otros lo ven como una oportunidad para reforzar sus conocimientos.

Antes de la pandemia, la UV había programado el examen de admisión los días 30 y 31 de mayo, sin embargo, desde marzo se anunció que se reprogramaría debido a la contingencia sanitaria por el virus SARS-CoV-2. Desde entonces se dio como fecha tentativa la segunda quincena de junio.

En la página oficial, en la que se llevó todo el proceso de registro para los aspirantes, sólo aparece una leyenda que invita a los jóvenes a estar atentos para la nueva fecha que se publicará este mismo mes.

"A los aspirantes que completaron su registro para el examen de ingreso 2020, se les solicita estar atentos a la calendarización de fechas de aplicación que se publicarán en el mes de junio".

En un sondeo, jóvenes que solicitaron una ficha de ingreso a la máxima casa de estudios coinciden que no saber la fecha de la evaluación les genera duda; también les preocupa el no saber si el examen será en línea, o cuáles serán las medidas sanitarias ante el número de jóvenes que van a participar.

Los aspirantes se dicen saturados, terminar el semestre de manera virtual, llevar cursos para el ingreso a la universidad en línea o prepararse con alguna guía, ha aumentado su carga de trabajo.

El primero en hablar sobre el tema es Sergio Muñoz, solicitó ficha para ingresar a la Facultad de Pedagogía. Dice estar intrigado y temeroso de cómo se va a organizar el personal de la UV para evaluar a los jóvenes.

"Me siento un poco preocupado, tengo que estar mentalizado en mi examen, pero la contingencia aumentó más mi preocupación".

El joven recordó que cada que se aplica un examen los padres de familia acompañan a los estudiantes, a quienes por lo regular esperan fuera de las facultades, por lo que es necesario que se implemente un protocolo para reducir el riesgo de contagios.

Moisés González, aspirante a administrador de empresas, dijo que en su caso el ampliar el periodo de estudio fue positivo, pues por su trabajo no había tenido el tiempo suficiente para estudiar, "ahora me ha dado un poco más de tiempo".

Sin embargo, dice, le preocupa la indefinición en la fecha, pues no tiene idea de cuándo podrán presentarse a la evaluación. En su caso, busca dar continuidad a sus estudios, pues de eso, señala, depende su futuro.

Mariana Guzmán solicitó ficha de ingreso a la facultad de Nutrición. Se dice preocupada porque las autoridades de la UV no han aclarado cómo va a ser el examen, "no hay un comunicado que diga la fecha o cómo va a ser. Me siento estresada".

La contingencia los obligó a concluir el ciclo escolar a distancia, aumentando su responsabilidad, pues debe seguir el curso de ingreso a la UV, también en línea, y en ocasiones el dar seguimiento a las clases se complica por la deficiencia en la conexión de Internet.

Estefanía Ruiz solicitó su ficha para la licenciatura en Derecho y también para la facultad de Artes Plásticas, en su caso, dice que si bien está emocionada, le genera nervios la suspensión del examen diagnóstico.

Si bien reconoció que la pandemia superó a cualquier autoridad educativa, le gustaría tener más información desde la página de la UV, pues desde el mes pasado sólo aparece la leyenda que les recomienda estar atentos.

"Lo entiendo, porque ni el gobierno sabe cuándo va a terminar esto, pero estoy confundida porque no sabemos cuándo nos van a evaluar".

Finalmente, Jesús Pensado, que presentará examen a la carrera de Medicina, tiene temor por las implicaciones que tiene aprobar la evaluación, pues de eso depende su formación académica.

A la par de la incertidumbre por la falta de información, tiene que lidiar con terminar el curso y acreditar todas las materias, en especial, porque algunos maestros no han tenido el interés de darles clases virtuales y sólo les han pedido trabajos finales, sin la menor asesoría, asegura: "Estoy estudiando y llevo un curso, pero siento que no tengo las bases suficientes que podría tener si asistiera o acudiera al curso de forma presencial".