Política

Pemex y pacto fiscal federal: la realidad y la ficción

abril 24, 2020

¿Cuál es la condición de Pemex?, ¿Es necesaria una reforma al pacto fiscal federal? La viabilidad estatal requiere reconocer las inercias internar y externas, los intereses de los grupos fácticos, así como las tendencias de la geopolítica. Se asiste a una guerra comercial China-EEUU, una guerra petrolera Rusia-EEUU, brotes internacionales (no globales) del coronavirus, emergencia de los neonacionalismos y debacle de la globalización financiera estadounidense.

El coronavirus se traduce en crisis: política (ingobernabilidad), económica (pobreza y falta de liquidez pública) y social (más violencia). Es insensato preocuparse por el virus. Es necesario ocuparse en sus efectos y generar condiciones para el desarrollo económico y la gobernabilidad democrática, se requieren finanzas públicas sanas, política económica viable y aplicación irrestricta del estado de derecho.

Hay alrededor de 127 millones de mexicanos, de los cuales el 50 por ciento está en condiciones pobreza; además el 50 por ciento de la población económicamente activa está en la informalidad. Este 19 de abril hubo 105 muertes dolosas, el país ocupa el lugar 12 de los más violentos (según la ONU); el 22 de abril hubo 970 muertes por coronavirus en México y 184,643 en el mundo; el precio bursátil del petróleo mexicano de exportación al 20 de abril fue de -2.37 dólares.

¿La cantidad de muertes por coronavirus justifica condenar a la miseria a naciones enteras y a connacionales que ya están en pobreza? El cerrar la economía es una medicina más cara que el virus. No todos los países presentan brotes del mismo, ni todos los países europeos han detenido su economía. No fue desatinado iniciar la jornada de sana distancia hasta el 23 de marzo, aunque el sensacionalismo y el discurso políticamente correcto lo niegan. Es inadmisible que un funcionario de segundo nivel sea la cabeza de sector cuando hay un secretario de salud y los del ramo económico y político no estén en el radar.

Los efectos económicos son graves, pero no es razón para socializar las pérdidas privadas de la alta oligarquía que está en territorio nacional, es necesario generar estímulos fiscales y económicos, fortalecer las clases populares y desarrollar economía social (no asistencialismo). Si los pobres no se atienen se pierde la gobernabilidad y la poca institucionalidad, sería el preludio de una guerra civil que reactivaría la industria militar de EE UU.

Se han tachado a Pemex como bonos basura, ¿es verdad? La guerra petrolera entre Rusia-EE UU mediante Arabia Saudita es un nodo del problema. Un factor que hizo caer a la URRS fue la crisis petrolera 1973, 1979, 1990, hoy Rusia le revira a EEUU ¿acaso las acciones/bonos basura no serán comprados por rusos y chinos y en esta ocasión las petroleras de EEUU, Reino Unido... no serán controladas desde Moscú y Pekín? Aunado a esto Rusia cuenta con armas supersónicas, la supremacía militar ya no la posee EEUU.

El Mundo es una tripolaridad, EEUU se desploma como potencia económica, militar e industrial. El negocio del petróleo no terminará, aunque este en acenso los bioenergéticos, el coronavirus agudiza la crisis económica, política y petrolera. ¿Es insensata la refinería de Dos Bocas? La perspectiva inmediatista y falta de visión a largo plazo es cáncer.

La condición de Pemex es crítica, es un bono basura en la inmediatez y un negocio en el mediano plazo al estabilizarse los precios del crudo y reactivarse la economía mundial. Esto se empezará a normalizar cuando las petroleras estadounidenses estén quebradas y en poder ruso y chino.

Los gobernadores Enrique Alfaro de Jalisco (Movimiento Cuidando), Jaime Rodríguez Calderón de Nuevo León (independiente y salinista), Miguel Ángel Riquelme de Coahuila (PRI) y Francisco García Cabeza de Vaca de Tamaulipas (PAN), Javier Corral Jurado (PAN) de Chihuahua han exigido un pacto fiscal moderno y justo, pero no debe ser para los Estados sino para todos los mexicanos. Empero, la deuda pública de Jalisco es de 28 mil 294 millones, la de Nuevo León es de 77 mil 448 millones, la de Tamaulipas es de 13 mil 230 millones, la de Chihuahua es de 50 mil 553 millones, la Ciudad de México con 81 mil 727 millones de pesos es la mayor; es decir, se requiere sanear la finanzas estatales y recuperar lo robado aplicando la norma esto es competencia estatal y federal.

El desarrollo maquilador se ha cargado al norte del país y por ende la tributación de orden industrial privada está allí. Sin embargo, los Estados petroleros sureños en las bonazas petroleras no han recibido de la Federación retribución justa, la maquila se instauró en el norte por el TLCAN en detrimento de la población sureña, ni la Federación buscó un equilibrio económico regional, ni los gobernadores del sur lo defendieron en términos del pacto federal. Hay privilegios fiscales para la frontera norte, hay evasión de impuestos, discriminación y no es universal la tributación cosa que la Federación y los Estados solapan. Esto dejó el TLCAN: discriminación industrial, pauperización del sur e injusticia tributaria.

¿Los gobernadores separatistas buscan un nuevo pacto fiscal por simple oposición ideológica y justica tributaria, o responden a los grupos de poder de EEUU del ala globalista financiera opuesta a Trump que tienen interés en la Cuenca de Burgos y en el litio de Sonora?

Resulta obvio que una reforma al pacto fiscal federal es necesaria, pero no radica en el simplista aumento de ministraciones, el punto es fortalecer el desarrollo de infraestructura pública en beneficio económico y social de la población de forma directa. Resulta evidente que los gobiernos locales deben sanear sus finanzas estatales y recuperar lo robado aplicando el estado de derecho. La federación y los estados deben universalizar la base tributaria, no hacer discriminación, la frontera norte no bebe tener privilegios fiscales, se debe compensar a la población de los Estados petroleros sureños con infraestructura directa para el desarrollo económico y social. Se trata de centrar las finanzas en infraestructura públicas para la población, no en los gobiernos de las Entidades, se requiere universalizar la tributación y formalizar a la informalidad.

Quizá no esté tan mal la inconstitucional propuesta del Bronco de "mochales la mano a los ladrones" pero ¿él se dejará mochársela?, en fin ¿usted qué opina?...