Política

Museo de El Tajín, sin servicio de sanitarios; urgen a dotar de mayor presupuesto al sitio

enero 23, 2020

Papantla, Ver.- Trabajadores adscritos al Sindicato Nacional Democrático de Trabajadores de la Secretaría de Cultura (SNDTC) denunciaron el mal estado en que se encuentra el módulo de servicios sanitarios del museo de sitio en El Tajín, pese a la cantidad de turistas nacional y extranjeros que visitan la zona arqueológica.

De acuerdo con Gabriel García Xochihua, delegado sindical, denunció que tras la inversión de un millón y medio de pesos durante el último trimestre de 2019 en la zona, que incluía la rehabilitación de los sanitarios, éstos se encuentran actualmente inservibles, generando molestias entre los visitantes.

Comentó que este miércoles un visitante estuvo a punto de realizar sus necesidades fisiológicas fuera de los sanitarios en forma de protesta por la falta del servicio, conminándosele a no hacerlo.

La mayoría de los sanitarios se encuentran fuera de servicio y les han colocado cintas preventivas para evitar su uso; sin embargo, la necesidad es tal, que algunos visitantes se ven en la necesidad de utilizarlos y al no haber agua, el olor se propaga en todo el museo.

Expresó que a la fecha los trabajadores del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) tienen que realizar las labores de limpieza de la zona arqueológica a mano, con machetes, a falta de gasolina y herbicida, lo que demora más el proceso y es por ello que algunas partes lucen montosas.

Además, la maquinaria se encuentra averiada y faltan otros insumos, mientras el personal administrativo refiere que no hay recursos para adquirirlos.

Por otra parte señaló que a pesar de que desde el 31 de diciembre se vencieron los contratos para personal eventual, al menos tres de ellos siguen laborando en el sitio, a quienes se les vincula con el director de la zona arqueológica, Olaf Jaime Riveron.

Demandaron que las autoridades de la Secretaría de Cultura, a cargo de Alejandra Fraustro, y el director general del INAH, Diego Prieto, realicen las gestiones necesarias para dotar de presupuesto suficiente para la operación de la zona arqueológica y el museo de sitio.

De igual forma, exigen que no se entreguen contratos a familiares ni amigos de los funcionarios, y que todas las plazas se otorguen mediante concurso y con ello garantizar los mejores perfiles.