Política

Se pierde flora y fauna en la región central

enero 14, 2020

Urge crear conciencia entre la población; difícil, recuperación total: biólogo

Orizaba, Ver.- La flora y fauna tanto del Pico de Orizaba como del cañón del Río Blanco, prácticamente entraron en una etapa que los pone al borde de la extinción, en las pasadas cinco décadas tanto plantas como animales, especialmente réptiles, han desaparecido alterando con ello ambos ecosistemas. El caso más emblemático, es la desaparición del puma en las faldas del volcán, según señala el biólogo Héctor Rojas Carizales.

Señala que los ecosistemas de la zona del pico de Orizaba, pero sobre todo el cañón del Río Blanco, "han sido bastante ricas en flora y fauna que han ido perdiendo y, en términos de especie, el cañón del Río Blanco está mucho más afectado que el pico de Orizaba por el tipo de ecosistema que ahí hay. La riqueza de especies, dijo, está en plantas del grupo de las cactáceas y en el caso de animales los reptiles, qué han desaparecido, poco a poco, por la mala información del ser humano y, generalmente, terminan muertos; donde hay un encuentro entre una serpiente y el ser humano, el más dañado es el animal".

En caso concreto del cañón del Río Blanco, "en esta zona, se perdieron muchas especies de lagartijas que pudieron ser endémicos y que se perdieron a lo largo del tiempo, lo mismo sucedió con diversas especies de serpientes. En el caso del pico de Orizaba, tal vez la parte más visible de la pérdida de biodiversidad, son los grandes mamíferos que había en la montaña en su momento y originalmente teníamos venado mediano, además de pumas. En la zona del Pico hubo pumas y quizás, por ahí exista uno perdido, no considero que haya desaparecido por completo".

En contraparte señala, "hay una población que sí se ha recuperado qué es la de los linces y al parecer es un depredador que sí se está cuidando, poco a poco se recupera y con ello se repone el equilibrio que se perdió, pero recuperarlo completamente no es muy seguro, es difícil por todas las condiciones que se tienen, todas la pérdida de flora y fauna que se tiene tanto en el cañón del Río Blanco, como en el Pico de Orizaba, se registraron en los pasados 50 años", precisa.

Lo que se vive en materia ambientalen los municipios rurales e indígenas, debe crear conciencia entre la población en general, opina, "porque muchas veces no la tomamos en cuenta y es una situación qué debemos observar porque muchas veces decimos que vivimos en la ciudad y nos llegamos a considerar ajenos a los problemas que ocurren en el medio rural. Eventualmente nos enteramos de incendios, matanzas de animales, extracción de flora y fauna silvestre de sus sitios originales, de hechos qué están pasando en otros lugares y como ocurre lejos de nuestro entorno, no lo tomamos muy en cuenta y solamente hacemos buenos deseos".

Sin embargo, sí existe responsabilidad social, por ejemplo, en el caso de extracción de animales, que muchas ocasiones son vendidos en el mercado negro, que existen porque gente de ciudades son las que se interesan por adquirir en ese tipo de lugares. Los incendios forestales, son otro de los problemas porque no tomamos conciencia y quienes visitamos la zona boscosa, no evitamos hacer actividades que puedan provocarlos", señala.

Ni heladas ni temperaturas bajo cero en faldas del Pico de Orizaba

El director de Protección Civil, Jorge Martínez García, aseguró que a pesar de que se han registrado bajas temperaturas en las localidades asentadas en el Parque Nacional Pico de Orizaba, estás no han sido excesivas, por lo que no ha habido la necesidad de albergar a familias.

El técnico en urgencias médicas afirmó que en lo que va de esta temporada invernal, las temperaturas más bajas registradas son de dos grados, misma temperatura que se registró en diciembre pasado, sin que a la fecha se hayan tenido heladas.

Martínez García detalló que durante estos primeros días del año, las temperaturas más bajas que se han presentado, oscilan entre los seis y ocho grados centígrados, por lo que hay una recuperación en la temperatura.

"Tenemos comunidades que se ubican por arriba de los cinco mil metros sobre el nivel del mar, como son: Agua Escondida, Xometla, San Miguel Pilancón, San Miguel Chinela, Galicia y Rancho Viejo, son las más cercanas al volcán Pico de Orizaba y las que perciben más las bajas temperaturas cuando se presentan, aunque también la gente está acostumbrada y a veces subimos y sentimos mucho frío, pero ellos están como si nada", dijo.

Recordó que en cada una de esas localidades, la Dirección de Protección Civil mantiene habilitados albergues y las personas ya saben a dónde se pueden dirigir en caso de que los fríos sean muy intensos.

El director de Protección Civil señaló que en este último frente frío, para el cual se pronosticaban posibles heladas, las temperaturas más bajas fueron de ocho grados.