Política

Retiran medidas cautelares a ex duartista

octubre 18, 2019

En espera, Luis Ángel Bravo, María del Rosario Zamora y Carlota Zamudio Parroquín

Coatepec, Ver.- El ex director de Servicios Periciales de la Fiscalía General del Estado (FGE), Gilberto Aguirre Garza, le fue retirado el arresto domiciliario tras ganar un amparo ante la justicia federal; sin embargo, su proceso continúa por el delito de desaparición forzada en su modalidad de ocultamiento.

Caso contrario, la ex directora de investigaciones ministeriales, María del Rosario Zamora González y la ex delegada de la Policía Ministerial zona Centro-Xalapa, Carlota Zamudio Parroquín, fue diferida la audiencia para este viernes 18 de octubre, por lo que continuarán en esta modalidad.

En esta misma línea se encuentra el ex fiscal general, Luis Ángel Bravo Contreras, quien tendrá que acudir el viernes a las 9 horas a celebrar audiencia con la juez de control Mónica Segovia Jácome, para que notifique el retiro del arresto domiciliario.

Aguirre García, al concluir la audiencia y en breve entrevista, destacó que el juez Decimoquinto de Distrito en Veracruz concedió el amparo 535/2019 para retirar el arraigo domiciliario.

"El juez consideró que fueron violatorios mis derechos humanos. Hoy tuvimos sentencia para ejecutar la sentencia federal (sic)".

Explicó que la juez Mónica Segovia impuso como medida cautelar no salir del distrito judicial de Xalapa, "de Rinconada para acá (Xalapa). Estoy totalmente libre, no tengo ninguna vigilancia".

El abogado defensor del ex funcionario de la FGE, Jorge Reyes Leo, añadió que interpusieron una denuncia ante la Fiscalía General de la República (FGR) por el delito de tortura; en consecuencia, dijo, ya está recibiendo apoyo psicológico.

"Estoy muy bendecida por dios": Rosario Zamora

"No puedo declarar mi niño, mañana te doy la entrevista", "estoy muy bendecida por Dios", "tómame una foto, pero que salga bien", fueron las palabras de Rosario Zamora al salir de los juzgados del reclusorio de Pacho Viejo, Coatepec.

A su llegada a la sala de juicios orales, María de Rosario Zamora González se persigna, se encomienda a dios y desciende de la camioneta de la Policía Ministerial que la trasladó a Pacho Viejo y con las manos simulando la "V" de victoria ingresa a los juzgados.

Sin declaración alguna, sonriendo ante las cámaras de la prensa, estuvo a la espera de celebrar la audiencia que la dejaría sin custodia policial.

Sin embargo, la audiencia fue diferida para el viernes 18 de octubre. Igual que ella, Carlota Zamudio Parroquín, ex delegada de la Policía Ministerial zona Centro-Xalapa, tendrá que esperar otro día para que retiren el arresto domiciliario.

"Yo no dije nada"

Fueron la a palabras del ex fiscal Luis Ángel Bravo Contreras, al ser cuestionado sobre si será parte de la defensa legal del ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa, internado en el Reclusorio Norte de la Ciudad de Mexico por el delito de asociación delictuosa.

Bravo Contreras rechazó dar más declaraciones a la prensa, "cualquier comentario, con mi abogado, yo aún no puedo", decía mientras señalaba a Nicolás Baltazar, su abogado.

Luego de breves minutos de posar ante las cámaras, subió a su camioneta y se retiró con la custodia policiaca a su hogar.

El ex gobernador priísta lanzó un tuit desde su cuenta personal @Javier_Duarte, dio la bienvenida a Bravo Contreras a su equipo de defensa legal, "estoy absolutamente seguro que #LaVerdadNosHaráLibres y que se hará #Justicia en todos los sentidos".

Este mensaje indignó a los familiares de personas no localizadas que integran 16 colectivos en busca de personas desaparecidas en la entidad.

Los cuatro ex funcionarios de la FGE fueron detenidos e imputados por el delito de desaparición forzada en su modalidad de ocultamiento, en agravio del ex policía estatal David Lara Cruz.

Lara Cruz fue levantado por sus propios compañeros el 11 de enero de 2017 y su cuerpo localizado una semana después, el día 19, en el fondo de la barranca La Aurora, municipio de Emiliano Zapata, en la inmediaciones de la Academia de Policía de El Lencero.

El cuerpo del ex policía fue localizado junto con 18 cadáveres más en avanzado estado de putrefacción. Sin embargo, la FGE, a cargo de Luis Ángel Bravo, sólo reportó el hallazgo de seis cuerpos, del resto se desconoce su paradero.

En las diligencias ministeriales estuvieron involucrados Rosario Zamora, Carlota Zamudio y Gilberto Aguirre, quienes presuntamente instruyeron que fuera alterada la escena del crimen y simularán el hallazgo del ex policía en la carretera Xalapa-Alto Lucero, a la altura de la congregación de Santa Anna, según consta en la causa penal 103/2018.

En el mismo expediente, se involucra a policías estatales como presuntos responsables de arrojar los cuerpos al fondo del barranco.

Por estos hechos, también fueron detenidos e imputados 16 policías estatales, el exdirector de la Fuerza Civil, Roberto González Meza y el ex titular de Seguridad Pública, Arturo Bermúdez Zurita, este último libró la prisión preventiva oficiosa al ganar un amparo ante la justicia federal.

Continúa arraigo domiciliario 24 horas más contra ex duartistas

El ex fiscal, Luis Ángel Bravo; la ex directora de Investigaciones Ministeriales, María del Rosario Zamora, y la delegada de la Policía Ministerial de la FGE, Carlota Zamudio, se fueron otras 24 horas, cada una de ellas y él, a sus casas respectivamente, con la medida cautelar de arraigo domiciliario y vigilados por policías ministeriales, debido a que la juez de control del distrito judicial de Xalapa, Mónica Segovia aplazó la audiencia un día más.

Luis Ángel Bravo arribó a las 11:40 horas a las salas de juicios orales de la prisión de Pacho Viejo, acompañado de su abogado defensor, Arturo Nicolás Baltazar, a fin de estar presentes en la audiencia, donde se daría efecto a los juicios de amparo 536/2109 y 533/2019, y con los cuales se le retiraría la medida cautelar de arraigo domiciliario.

Aun cuando María del Rosario Zamora, alrededor de las 10:50 horas, a su llegada dijo a la prensa "Ya se acabó" en alusión de que este jueves terminaría la prisión domiciliaria, dos horas más tarde, se le vio marchar a bordo de una camioneta de la Policía Ministerial, que la llevaban escoltada de regreso a su casa, para cumplir otro día más de arraigo.

En tanto que, Luis Ángel Bravo y Carlota Zamudio, que también llegaron sonrientes para entrar a la audiencia programada este jueves con la jueza de control, Mónica Segovia, se tuvieron que ir a sus casas custodiados por policías ministeriales, porque no fue posible cambiar las medidas cautelares.

A los tres ex funcionarios de la FGE, acusados del delito de desaparición forzada en la modalidad de entorpecer la investigación y apoyar que los responsables eludieran la justicia, se les aplazó la audiencia para mañana viernes a las 9:00 horas.

En entrevista, el abogado defensor, Arturo Nicolás Baltazar, señaló que el Juez Décimo Quinto de Distrito Federal ofreció 24 horas a la juez de control del distrito judicial de Pacho Viejo, Mónica Segovia para que dé cumplimiento a la sentencia de amparo a favor de estos tres ex funcionarios, y ese plazo vence mañana viernes.

Refirió que el juez federal resolvió dos medios de impugnación al mismo tiempo, el 29/2019 interpuesto en el Segundo Tribunal Colegiado de Distrito, y el 533/2019, interpuesto contra la media cautelar de resguardo domiciliario.

"Significa que ganamos dos amparos al mismo tiempo. Y lo que ordena el juez federal es que se le dé prioridad a la resolución emitida en el recurso de inconformidad 29/2019, esto en acatamiento a la orden del juez federal, nos lleva a que se aplaza la audiencia un día más, y mañana a las 9:00 horas debe quedar en absoluta libertad el ex fiscal general", dijo el abogado defensor.

De esta manera, Luis Ángel Bravo, María del Rosario Zamora, y Carlota Zamudio, se marcharon a sus casas para cumplir otras 24 horas de arraigo domiciliario.

Hay que señalar que Luis Ángel Bravo fue detenido el 17 de junio de 2018 en la Ciudad de México, por el presunto delito de desaparición forzada en la modalidad de entorpecer la investigación y apoyar que los responsables eludieran la justicia.

La FGE a cargo del ex fiscal, Jorge Winckler Ortiz, acusó a Luis Ángel Bravo de ordenar a personal bajo su mando que ocultaran y alteraran el hallazgo de 13 cuerpos, mismos que fueran localizados en el lugar conocido como La Barranca de La Aurora, en el municipio de Emiliano Zapata, Veracruz.

En la carpeta de investigación FEADPD/ZCX/011/2017, se da cuenta de que los 13 cuerpos restantes fueron ocultados y se simuló encontrar uno de ellos (la víctima, un ex policía de la SSP, David Lara) en otro lugar, en el municipio de Alto Lucero.

Por este mismo caso, fueron a la cárcel tres ex funcionarios: el ex director General de Servicios Periciales, Gilberto Aguirre Garza; la ex delegada de la Policía, Carlota Zamudio Parroquín; y la ex directora de Investigaciones Ministeriales de la Fiscalía del Estado de Veracruz, María del Rosario Zamora González.

El día de mañana que se celebre la audiencia, dijo el abogado defensor, la juez de control Mónica Segovia quedará imposibilitada para imponer una medida privativa de libertad en contra de los tres ex funcionarios, porque se hará valer el amparo federal.

"El amparo resuelve que la medida de resguardo domiciliario en contra del ex fiscal es ilegal. Vamos a ver qué medida impone la jueza, pero lo que sigue es que ellos enfrenten el proceso en libertad y lo que puedo asegurar es que estamos esperando el momento procesal oportuno para demostrar la inocencia del licenciado Luis Ángel" señaló Arturo Nicolás.

El abogado defensor agregó que también van a demostrar a la opinión pública que el ex fiscal general del estado, Jorge Winckler Ortiz, "montó un espectáculo de sangre y muerte para engañar a los veracruzanos, simulando justicia, Jorge Winckler Ortiz, siempre lo dije, fue un cáncer para la institución, dejó a la Fiscalía muy dañada, porque él no procuró justicia, sino que se dedicó a engañar a los veracruzanos, simulando que llevaba a cabo investigaciones".