Política

En defensa de nuestra autonomía universitaria

octubre 03, 2019

De nada sirve tener un derecho o una facultad si no se ejerce y no se defiende.

Corresponde a los universitarios (estudiantes, académicos y autoridades) defender y hacer valer la autonomía universitaria en sus diferentes proyecciones: administrativa, financiera, presupuestaria y de cátedra e investigación, y legislativa, como ya lo hizo la actual rectora, Sara Ladrón de Guevara, exigiendo el respeto al presupuesto universitario, saliendo a las calles con los universitarios contra un gobierno corrupto que pretendió desconocer su autonomía al retener los ingresos de la Universidad Veracruzana.

Hoy de nuevo resulta necesario defender nuestra autonomía universitaria de cualquier vulneración.

Digo nuestra porque así lo debemos sentir todos los universitarios, que superando las diferencias personales o de grupo, de intereses o antipatías, debemos estar unidos en defensa de la autonomía universitaria, en el supuesto de querernos imponer procedimientos e instituciones contrarias a la autonomía, la cual está expresamente establecida en la fracción VIII del artículo tercero constitucional y en el 10 de la Constitución Política del Estado de Veracruz de Ignacio de la Llave.

Sería muy lamentable, como universitario, ser sólo espectador de la arremetida contra la autonomía. Más aún, traicionar los intereses universitarios por rencores o frustraciones; se deben respetar las resoluciones de nuestros órganos colegiados, donde estamos representados todos los sectores universitarios, y si se considera que es necesario cambiar para mejorar procedimientos, formalismos, instituciones o preceptos, hagámoslo, pero nosotros, dentro del ámbito de la vida universitaria y en ejercicio de nuestra autonomía, pero no dejemos que por intereses particulares se vulnere la autonomía que ha costado mucho tiempo, con costos políticos y múltiples peticiones lograrla.

La razón y la fuerza universitaria no puede detenerse por caprichos o intereses personales o de grupo, máxime que entre los universitarios existe solidaridad con otras universidades autónomas que seguro apoyarían nuestra defensa, porque el ataque a una institución autónoma de educación superior se convierte en una amenaza para todas las universidades autónomas.

Considero oportuno recordar la parte de la iniciativa de reforma constitucional presentada por el gobernador Patricio Chirinos el 1 de octubre de 1996 a la LVII Legislatura que en la parte que interesa afirmaba: "La Universidad Veracruzana será autónoma; tendrá la facultad y la responsabilidad de gobernarse a sí misma y realizará sus fines de conservar, crear y transmitir la cultura, a través de las funciones de docencia, investigación, difusión y extensión, respetando las libertades de cátedra, de investigación y de libre examen y discusión de las ideas; determinará sus planes y programas; fijará los términos de ingreso, promoción y permanencia de su personal académico, y administrará su patrimonio", en tanto el artículo 13 de la Ley Orgánica de la Universidad Veracruzana vigente, en su fracción III, dispone que el patrimonio de la Universidad se integra por los bienes muebles e inmuebles, igual al artículo 6, fracción III, de la iniciativa de la Ley Orgánica de la Universidad Veracruzana, que hoy está detenida en la Legislatura.

Entonces, la Universidad Veracruzana ¿tiene o no bienes inmuebles de su propiedad dentro de su patrimonio? Si la respuesta es positiva, entonces corresponde a la Universidad regular todo lo relativo a los bienes inmuebles de SU PROPIEDAD.

Lo que como universitario solicito respetuosamente a la Legislatura del Estado es que se respete la resolución del Consejo General Universitario que aprobó la Iniciativa de Ley Orgánica de la Universidad Veracruzana, que fue presentada por la rectora el 13 de mayo del presente año, en ejercicio de la autonomía que le otorga la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y que, como servidores públicos, los diputados que integran la LXV Legislatura del Estado, de conformidad con el artículo 128 de la misma, levantando sus brazos, protestaron respetar y cumplir.