Política

La faena

agosto 30, 2019

La Jefa y la protección del yunismo a los cárteles

No han sido pocas las ocasiones en las que el gobernador Cuitláhuac García insiste en denunciar los presuntos vínculos o complicidades existentes entre el Fiscal, Jorge Winckler, y grupos del crimen organizado… El morenista basa su afirmación en el ocultamiento de innumerables expedientes a los que no da trámite la FGE con el evidente propósito de alentar o paralizar las averiguaciones en contra de delincuentes que han sido detenidos por la SSP, pero que al llegar a manos de la gente de Winckler, simplemente los dejan en libertad… De ahí que inclusive el propio presidente López Obrador haya dado ayer en la conferencia matutina su aval para que la Fiscalía General de la República investigue la probable participación del abogado de la familia Yunes en una red de protección a carteles… De comprobarse la participación del fiscal veracruzano en ese circuito criminal infiltrado en la más alta esfera gubernamental, se estaría ante un escenario verdaderamente alarmante y que daría cuerpo y forma a las terribles historias vividas en los gobiernos de Duarte y Yunes, en los que las corporaciones policiacas habrían servido a los grupos criminales que se enseñorean en el estado y son los responsables de actos de desmedida violencia como el acontecido en Coatzacoalcos… De hecho, existe un antecedente que pudiera sustentar la complicidad de ex funcionarios del yunismo-duartismo con organizaciones dedicadas al secuestro, al cobro de piso y al narcotráfico… En marzo de 2018, tras la publicación de una información en el diario Reforma, la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (Seido) investigaba al secretario de Seguridad Púbica del estado de Veracruz, Jaime Ignacio Téllez Marié, por sus posibles vínculos con el crimen organizado… Dicha publicación explicaba que la entonces PGR indagaba al funcionario por sus relaciones con Guadalupe Hernández Hervis, alias La Jefa, una operadora del grupo delictivo Los Zetas en el estado, gobernado entonces por el panista Miguel Ángel Yunes… Los vínculos probables de Téllez Marie con el grupo criminal fueron corroborados por la misma Seido, que obtuvo permiso de un juez para intervenir las comunicaciones del mando policial y encontró que estableció contacto con La Jefa, mientras ella negociaba el pago de 2 millones de pesos por la liberación de una persona secuestrada; además, se sospecha que Hernández Hervis se dedica a controlar el inventario entre los narcomenudistas de Los Zetas en la región… De acuerdo con Reforma, las conversaciones entre el mando policial y la operadora de Los Zetas se dieron entre junio y julio de 2017, y sirvieron posteriormente para arrestar a La Jefa... Lógicamente, el jefe policiaco del yunismo tuvo que aceptar su comparecencia pero agregó que gracias a sus declaraciones fue que se logró la captura de varios delincuentes… Pero lo más notable es que el propio Téllez Marie –que junto con el Fiscal Winckler formaban el grupo compacto en que descansaba la operación policíaca y de seguridad de Yunes Linares– dijo entonces que la revelación de la PGR no le agravia, porque ayudó a la captura de Guadalupe "H.H.", quien reconoció, era su informante, pero después "descubrió" que su información no era para colaborar con las autoridades sino que formaba parte de un grupo delincuencial… Sin embargo, la Seido tuvo conocimiento de información que contrasta con lo dicho por el funcionario y que revelan que La Jefa tenía una antigua amistad con el mando, pues un hermano del propio jefe policíaco era amigo desde hace mucho tiempo de la madre de Hernández Hervis… La información de que sabía Téllez Marié sobre el grupo delictivo fue conocida por la autoridad federal hasta que intervino los teléfonos, sin embargo, el titular de la SSP no comunicó a la Seido los datos que decía obtener de su informante y por esa razón lo citaron al interrogatorio como imputado… En ese tiempo, el dirigente estatal de Morena, Manuel Huerta, emitió un comunicado en el que pedía su destitución, porque además de las denuncias por presuntas ejecuciones extrajudiciales, la indagatoria sobre los vínculos del secretario Téllez Marié con la célula de secuestradores daba cuenta de lo que siempre se supo extraoficialmente: de los pactos y acuerdos de impunidad entre Enrique Peña Nieto y Miguel Ángel Yunes Linares, una trinidad mafiosa que se complementaba con el operador político del ex mandatario priísta, Miguel Angel Osorio Chong, cuya amistad con el panista se mantiene intacta… Por eso, se entiende que luego de esa primera cita con la Seido, la subprocuraduría de la PGR no volvió a solicitar información del secretario de Seguridad Pública de Veracruz. Por ahí puede hallarse ese vínculo del que habla el gobernador García Jimenez.