Cultura

Doctorado en Ciencias Sociales de la UV ingresó al PNPC del Conacyt

agosto 19, 2019

- Se reconocieron su sólido Núcleo Académico Básico, flexibilidad y diálogo de saberes

El Doctorado en Ciencias Sociales, adscrito al Instituto de Investigaciones Histórico-Sociales (IIH-S) de la Universidad Veracruzana (UV), ingresó al Programa Nacional de Posgrados de Calidad (PNPC) del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), lo cual reconoce la innovadora propuesta educativa de este programa de reciente creación y al núcleo académico básico (NAB) que lo integra.

Como lo indica su portal oficial (https://www.uv.mx/dcsociales/), este doctorado "responde a las necesidades académicas y profesionales del país, particularmente a aquellas de la región sur-sureste, enfocándose en el análisis de procesos globales y diversos, incluidos los sociales, económicos, políticos, históricos y culturales".

Es por ello que el Doctorado en Ciencias Sociales "articula una trayectoria de formación pensada para responder a retos científicos y sociales locales, regionales e internacionales en tanto recupera la experiencia de la UV y de su planta de profesores en el campo de la investigación científica y la incidencia social".

El NAB está integrado por investigadores del IIH-S y del Centro de Estudios de la Cultura y la Comunicación (CECC), quienes destacan por su trayectoria y producción académica: Martín Aguilar Sánchez, Víctor Manuel Andrade Guevara, Homero Ávila Landa, Rosío Córdova Plaza, Celia del Palacio Montiel, Ana Isabel Fontecilla Carbonell, José Galindo Rodríguez, Carlos Alberto Garrido de la Calleja, Alberto Olvera Rivera, Efraín Quiñonez León, Elissa Rashkin, Malik Tahar Chaouch, Ernesto Treviño Ronzón, Bárbara Valdés Benítez y José Alfredo Zavaleta Betancourt.

Sus dos Líneas de Generación y Aplicación del Conocimiento son: "Estado, política y acción colectiva" y "Cultura, comunicación y sociedad".

De acuerdo con José Galindo, coordinador del doctorado, para la UV es muy importante tener un programa de esta naturaleza, al ser la institución pública de nivel superior más importante del sur-sureste del país.

"Es un área casi obligatoria en cualquier universidad, se requiere un Doctorado en Ciencias Sociales que aborde todos los temas y problemáticas nacionales con una metodología específica, teníamos esa carencia aquí. Por supuesto, el otro doctorado que tenemos en el IIH-S cubría algunas de esas carencias, porque es en Historia y Estudios Regionales".

Conacyt reconoció innovación del doctorado

El Doctorado en Ciencias Sociales fue aprobado por el Consejo Universitario General (CUG) en diciembre de 2018, tras pasar por una serie de instancias intermedias para aprobaciones parciales, recordó Galindo Rodríguez.

En febrero de 2019 publicó la convocatoria para conformar la primera generación (2019-2023); casi a la par, se sometió a evaluación ante el Conacyt y fue a principios de este mes que se les informó sobre su positiva evaluación y el ingreso al PNPC.

"Lo interesante es que el Conacyt ha restringido mucho los recursos; sabemos que ha sido muy cauteloso y cuidadoso con ello, por lo tanto, fue una evaluación complicada. En total debieron ser unos 60 programas a nivel nacional los que salieron evaluados de manera positiva en el PNPC (en todas las categorías), lo cual nos posiciona en en la élite de los programas que fueron avalados".

La primera generación de este posgrado está conformada por cinco estudiantes, quienes iniciaron clases este 12 agosto y tendrán todos los beneficios que implica ser parte del PNPC, entre ellos el de una beca que permita estar de tiempo completo en el posgrado; para el académico ahí está la genialidad de estos satisfactorios resultados ante el Conacyt.

"No es condición necesaria que haya una generación aceptada (para aplicar al PNPC del Conacyt), lo que tiene que estar aceptado es el programa en la Universidad. Tuvimos la ventaja de que estábamos a la mitad del proceso de selección de los que se postularon y teníamos un número alto", remarcó el entrevistado.

Se trató de 30 aspirantes en un primer momento, cifra que posteriormente se redujo a 24, de los cuales fueron elegidos seis y finalmente se inscribieron cinco. Todos ellos de muy diversas disciplinas y quienes desarrollarán investigaciones sobre corrupción, género, sociedad civil y educación; cabe citar que la procedencia también es variada: del propio estado, de Puebla y de Francia.

Para José Galindo una de las riquezas de este doctorado es el diálogo de saberes, lo cual se aprecia en la colaboración por parte de académicos del CECC.

Por otro lado, fueron varias las razones para que el Conacyt les evaluara de manera favorable, entre las cuales está su NAB, cuyas características son "sólido y experimentado"; además, agregó, "utilizamos toda la experiencia que el instituto tiene en el manejo de otros posgrados".

Asimismo, este doctorado cumple con creces algunas de las cuestiones que le interesa alentar al Conacyt, como la flexibilidad en los programas, el diálogo de saberes y el carácter tutorial de los mismos, "para que cada investigación se nutra de las aportaciones de los que tienen que estar presentes del NAB".

Para quienes estén interesados, la siguiente convocatoria será para ingresar en 2021.