Política

En los siete meses de nuevo gobierno, violencia de género es grave, afirman

julio 05, 2019

Orizaba, Ver.- En los primeros siete meses del nuevo régimen en el país sólo hay tres situaciones muy específicas: no hay políticas claras para disminuir los feminicidios en todo el territorio nacional; se redujeron presupuestos destinados a programas de apoyo a víctimas y, tercero, se desaparecieron los pocos esquemas que había para atender la violencia de género. El problema permanece intacto y grave.

Este escenario por sí solo, explica Luz María Reyes Huerta –asesora legal del colectivo Cihuatlahtolli–, deja muy claro que no hay cambios sustanciales en esta materia, "no se observa ningún beneficio en torno a este tema, a pesar de que se prometió una mejoría en el programa de Cero Tolerancia de Violencia a la Mujer, por citar un ejemplo.

"Yo no veo ningún beneficio. Otra muestra es la reducción de presupuestos. Pretendieron desaparecer varios programas que atendían la violencia que se logró con mucho esfuerzo de muchas organizaciones a nivel nacional para que se restableciera el programa de apoyo a las mujeres pero se sigue teniendo un grave problema".

En el mismo recuento que hace de las condiciones en las que se encuentra el tema de la violencia de género, "a la fecha no hay nada de eso que se pregonó; persiste la violencia económica, doméstica, psicológica y no disminuye tampoco. Estos hechos nos dejan en claro que, por ejemplo, no está funcionando el programa Cero Tolerancia, hace falta voluntad política".

"No se observa realmente que disminuya el problema. No es así. Seguimos viviendo muertes, desaparición de mujeres; seguimos viendo que los índices de violencia son altos, que la violencia alcanza el grado de feminicidio. Los Institutos Municipales de la Mujer que se han creado son sólo de membrete; hay una persona a cargo que obedece ciegamente al presidente, que no tiene una voluntad de acción o que cualquier acción tiene que atenderlo primero o tiene que pasar por el presidente, si no, no se mueve un dedo y eso pasa en diversos municipios", señala.

Orizaba y la región de las Altas Montañas se encuentra entre los 60 municipios en los que se han registrado feminicidios en lo que va del año y si bien sólo se contabiliza uno en esta ciudad, hay casos incontables de mujeres que son víctimas de violencia en diversas formas, que no son denunciados ante la instancia correspondiente por diversos temas.