Política

Se critica desempeño del Orfis, porque afecta intereses personales o de partido: auditor

junio 11, 2019

El auditor general del Órgano de Fiscalización Superior (Orfis), Antonio Portilla Vázquez, acusó que las críticas y acusaciones sin prueba hacia su trabajo son porque afectó intereses personales o de partido, que intentaban realizar acciones ajenas al marco legal.

Recordó que el Orfis es una institución que depende del Congreso del Estado y que ése es otro de los candados que existen para garantizar que se opera de manera imparcial.

Esto lo mencionó luego de que los auditores superiores de los estados de Puebla, Hidalgo, Tlaxcala y Tabasco; integrantes del Grupo Regional Centro Golfo de la Asociación Nacional de Organismos de Fiscalización Superior y Control Gubernamental, lo nombraron por unanimidad como su coordinador regional.

Este lunes, el auditor general del Orfis, Lorenzo Antonio Portilla Vásquez, recibió la Coordinación del Grupo Regional Golfo Centro, del Fiscal Superior del Estado de Tabasco, Alejandro Álvarez González.

Tras recibir el nombramiento por parte de sus compañeros de las demás entidades, resaltó el trabajo del Orfis en Veracruz, pues ha quedado demostrado en la aprobación de las cuentas públicas que año con año ha hecho el Pleno de la Legislatura, compuesta por integrantes que fueron postulados por los diferentes partidos políticos que convergen en Veracruz, indica.

"En ocasiones, resulta más fácil acusar que probar, señalar en las tareas irregularidades que no existen y que resultan de la incapacidad para solventar las propias faltas de quienes son responsables de ellas. Hemos resistido esas acusaciones, gracias a la fortaleza que nos da la seguridad de haber hecho una buena labor, un trabajo imparcial y fundamentado en evidencias, números y datos que colectamos, analizamos y usamos como materia prima para garantizar a los veracruzanos el uso correcto de los recursos públicos", manifestó.

Cada Legislatura, dijo, ha hecho revisiones del actuar del Orfis, la Comisión Permanente de Vigilancia y posteriormente el Pleno han analizado los informes correspondientes y los han aprobado, apoyando con ello el trabajo técnico que hemos realizado cada año con los diferentes entes fiscalizables: los poderes públicos, organismos autónomos, municipios y entidades paramunicipales.

"Esta administración que tengo el privilegio de dirigir ha enfrentado una situación inédita, pues en seis años hemos trabajado con cuatro gobernadores de tres partidos distintos, con posturas distintas y maneras de trabajar también diferentes; cada gestión ha sido auditada de la misma manera y como prueba de ello, están las denuncias que hemos presentado año con año en contra de quienes resulten responsables de daño patrimonial, desvío de recursos públicos y otras irregularidades, mismas que pueden consultarse en la página de esta institución".

La imparcialidad en la fiscalización de los recursos públicos, indicó, es fundamental para garantizar un ejercicio apegado a derecho y justicia para todos; "en el Orfis, quienes formamos parte de esta noble institución lo sabemos, por ello es que con frecuencia nos pronunciamos a favor de un ejercicio de nuestra labor sin distingo de partidos".