Política

Negligencia de Veolia en relleno El Tronconal ocasionó pasivos ambientales que arriesgan a pobladores

mayo 30, 2019

La empresa Veolia, la cual venía operando el relleno sanitario El Tronconal, tiene pasivos ambientales que ponen en riesgo a las poblaciones cercanas del basurero, las lagunas de lixiviados están rotas y los líquidos se fugan a la tierra, la empresa tenía residuos a cielo abierto, no cumple con un camino que tendría que ser pavimentado, dijo Juan Carlos Olivo Escudero, director de Medio Ambiente y Sustentabilidad, del ayuntamiento de Xalapa.

En un recorrido que se realizó al relleno sanitario ayer por la tarde, el funcionario municipal afirmó que a partir que el ayuntamiento retomó el relleno se tuvieron que remontar muchas condiciones que estaban inadecuadas, como por ejemplo había una gran superficie de residuos expuestos, así venía operando Veolia, pero ahora ya no hay basura expuesta.

La norma y las autorizaciones hablan de una infraestructura con la que debe contar el relleno sanitario, en ese sentido, hay trenes pluviales, caminos , lagunas de lixiviados que se tiene que dar mantenimiento, también debe existir el camino exterior y el camino que accede a la zona de tiro, que no puede ser de un material permanente porque día a día se van cubriendo, se llena de basura, etc, fuera de la celda debe ser un camino pavimentado y como se nota no tiene ese mantenimiento ese camino, actualmente es un camino de terracería que va a dar hasta la parte baja y no se le dio mantenimiento, tampoco se le dio mantenimiento a los canales pluviales y las lagunas de lixiviados, también tiene falta de mantenimiento en la parte de la membrana superior está rota y está rasgada.

En el recorrido se observa que en los taludes se escurren los lixiviados, y que hay una laguna muy próxima a la entrada del relleno, que no se explica su función porque tendría que estar posterior a un talud de basura para que recoja el escurrimiento de liquidos.

Olivo Escudero comentó que el relleno sanitario de Xalapa está compuesto por dos etapas, la primer etapa se inauguró en 2003 y funcionó hasta 2011 y la segunda etapa estuvo funcionando de 2011 a 2018, a finales del año pasado se gestionó una ampliación de la etapa 1, es decir volver a tirar residuos encima de un relleno sanitario que ya estaba clausurado. Con el paso de los años los residuos se compactan y pierden volumen y eso permite poder usar más volumen de disposición final.

De 2003 a 2011 tiene un millón 100 mil toneladas y en segunda etapa un millón 300 mil toneladas y a diario se reciben 300 toneladas.

También comentó que hay cuatro etapas que el ayuntamiento cubre: recolección, transporte , valorización y recolección final, y la disposición final trata que la basura no genere problemas ambientales a la hora de tenerla almacenada y eso se logra controlando que la humedad de la basura no vaya al subsuelo e impermeabilizando por abajo con membranas y también el residuo no esté expuesto para que no se pueda incendiar o generar malos olores como sucede en un tiradero a cielo abierto. La norma dice recibir residuos y cubrirlos, que se puede cubrir con material natural con tierra y con material sintético.

Sobre las irregularidades en las que venía operando Veolía con anterioridad, el ayuntamiento de Xalapa había señalado: "hay denuncias en la Fiscalía Especializada en Delitos Ambientales por la probable comisión de delitos ambientales. Existen peritajes que dan cuenta de lo que sucedía aquí e incluso una sanción a Veolia: La Procuraduría Estatal de Protección al Ambiente (PMA) emitió la resolución que establece claramente que la trasnacional violó las normas ambientales, y que la operación del relleno sanitario fue al margen de la ley".

Olivo Escudero reiteró que el manejo de los residuos en el relleno sanitario se realiza conforme a la Norma Oficial Mexicana (NOM) 083 y "la operación de un relleno sanitario conforme a la norma debe recibir los residuos durante 24 horas y en ese periodo se tienen que cubrir. La separación y el reciclaje se realiza afuera, no adentro".