Municipios

Tras ignorar avisos de PMA; obra de fraccionamiento está detenida

febrero 27, 2019

La construcción del fraccionamiento Mandala en la Riviera Veracruzana permanece clausurada luego de que los trabajadores ignoraran las primeras llamadas de la Procuraduría Estatal del Medio Ambiente (PMA) a detener las obras.

"El día sábado se hizo una clausura temporal mientras la empresa presentaba estudios de impacto ambiental y permisos que marca nuestra ley 62 del estado, ellos están generando un permiso con la Semarnat, no nos los mostraron, el día de ayer, quedaron que hoy lo iban a hacer, ver que está liberado y vamos a checar que estén cumpliendo con toda la normatividad", explicó el sub procurador ambiental del estado, Gaspar Monteagudo Hernández.

Expresó que el resolutivo de impacto ambiental marca algunas condicionantes, si lo expidió el gobierno federal y están incumpliendo se debe de avisar a la Procuraduría Federal de Protección al Medio Ambiente (Profepa).

Señaló que la laguna tiene una concesión, pues se le dio un certificado en comodato, pues están haciendo un mal uso de ella debido a que la están dragando.

"Se clausuró, el viernes actuamos con un acta circunstanciada para que dejaran de mover las máquinas, no hicieron caso a la medida, el sábado volvieron a hacer movimiento de arena, hicieron la denuncia, actuamos en consecuencia y se les inmovilizó con sellos de clausura hasta que no se les dé responsabilidades, ahorita sí se están respetando, el día de ayer no entraron, tampoco el día domingo", dijo. Aseguró que sólo hay dos veladores cuidando la zona.

Monteagudo Hernández explicó que cuando se observa que existen posibilidades de un desequilibrio ecológico actúan de inmediatio.

En la zona hay mangle rojo, blanco y negro, además de siete especies normadas entre aves, rastreros y reptiles, además es una demarcación de paso de aves migratorias, por lo que implica un atentado contra la naturaleza.

Reconoció que existe un recurso de revisión contra la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) de parte de varias asociaciones porque la empresa evitó mencionar algunas especies para solicitar el manifiesto de impacto ambiental.