Política

Desaparecidos de zona norte, "en el olvido"

febrero 02, 2019

Ni búsquedas ni denuncias de familiares; con MAYL, más de 2 mil casos; aumentan cifras negras

Desde Tuxpan a Martínez de la Torre se han organizado las familias para buscar a sus desaparecidos, pero más arriba, en la zona norte del estado, hay municipios y poblaciones de la zona Huasteca Alta con desaparecidos que se han quedado en el olvido, no hay búsquedas ni denuncia, sostuvo Alejandra Jiménez Ramírez, integrante del Consejo Estatal Ciudadano de la Comisión Estatal de Búsqueda.

En entrevista advirtió que de Tuxpan hacia Martínez de la Torre las familias se han organizado, pero hacia los municipios de más al norte del estado y, sobre todo, los de la Huasteca Alta, las familias que tienen desaparecidos no han tenido capacidad de organización, "hay desparecidos hacia Pánuco, y en todas las poblaciones que colindan con Hidalgo, San Luis...".

Jiménez Ramírez dijo que las autoridades prefieren ver a la ciudadanía como sujeto de prebendas, como capital político y no como sujetos de derechos, "entonces es más fácil ver a las víctimas de desaparición como objetos políticos más que como personas con derechos".

Las desapariciones de personas continúan en el norte del estado y se ha notado que hay más desapariciones de jóvenes, sin embargo la Fiscalía General del Estado (FGE) sigue siendo omisa, no actúa de forma expedita, todavía hay muchas trabas de acceso a la justicia y también hay trabas para ir a denunciar una desaparición.

"Hay un pendiente grande en el tema de justicia, pero también en la atención a víctimas porque al final ya existe una Ley General de Atención a Víctimas y no se está cumpliendo como debería de ser, para el estado de Veracruz debería de haber un recurso para que el estado destine para atención a víctimas y este fondo no existe", dijo la integrante del Consejo Estatal Ciudadano de la Comisión Estatal de Búsqueda.

Calculan 20 mil desaparecidos en Veracruz

Se estima que en la administración del panista Miguel Ángel Yunes se cometieron al menos 2 mil desapariciones forzadas en dos años; por cada averiguación previa que se inicia hay otros ocho casos que se mantienen en el anonimato por el temor de represalias al resto de la familia.

Lucía de Los Ángeles Díaz Genao, integrante de Colectivo Solecito Veracruz, comentó que la cifra negra por el fenómeno de la desaparición de personas podría alcanzar a más de 20 mil veracruzanos, la mayoría jóvenes de entre 14 a 25 años.

Recordó que antes de la administración de Miguel Ángel Yunes se hablaba de 3 mil 600 carpetas de investigación de personas desaparecidas, y calculan que en el bienio el número superó las 2 mil denuncias. Mencionó que existe opacidad, pues el Fiscal General no ha dado a conocer el dato concreto, en su afán de proteger al ex gobernador panista, "tenemos una oscuridad total".

"En Veracruz nosotros calculamos una cifra como de 20 mil desaparecidos, no creemos que sea una exageración (…) la cifra negra es pasmosa, porque por cada denuncia hay unas seis u ocho denuncias que no se ponen" dijo la activista.

Es evidente que hay temor de la familia para denunciar los casos, sumado a que los Fiscales no estimulan que se inicie alguna investigación, "estamos ante una sociedad que no se atreve (…) o que ni siquiera saben que pueden poner la denuncias. Calculamos unas 20 mil personas desaparecidas, es una cifra escalofriante".

Dijo que la sociedad civil tiene una idea equivocada de lo que motiva las desapariciones, incluso, se cree que es un tema privativo de gente vinculada al crimen organizado, porque el gobierno ha sido muy creativo para esconder el fenómeno y victimizar a quienes no han logrado localizar.

El discurso es para crear la percepción de que se vive en un ambiente de seguridad y que eso no les va a pasar al resto de la población, también evita que la gente exija que se dé con el paradero de los desparecidos, "es por eso qué cuesta tanto trabajo que el tema se ponga en la agenda de los políticos".

Colectivos reciben anónimos con localización de supuestas fosas

Colectivos de búsqueda recibieron mensajes anónimos vía internet de por lo menos diez puntos que se usaban como cementerios clandestinos. Las fosas se ubican en municipios como Veracruz, Alvarado, Medellín y Cardel.

La integrante del Consejo Estatal Ciudadano de la Comisión Estatal de Búsqueda, Rosalía Castro Toss, confió que el nuevo gobierno les permitirá entrar con brigadas de familiares y personal de periciales para buscar a sus "tesoros".

La también integrante del Colectivo Solecito Veracruz, dijo que no les preocupa poner en riesgo su integridad, pues la intención es localizar a sus hijos, padres, esposos, hermanos o sobrinos, "somos muertas viviendas". "Tenemos como 10, mira lo mismo pasó en Colinas fue un anónimo, y qué paso (encontramos cuerpos), ahora son en el puerto y zonas aledañas".

Comentó que los trámites para buscar en los predios son engorrosos, por lo que confió que el nuevo gobierno dará celeridad, "ya tenemos todo". Reiteró que con ayuda o sin ayuda del estado seguirán su búsqueda por lo que mantendrás sus bazares y la venta de productos para obtener fondos que permitan financiar su labor.