Política

Opiniones y Comentarios El Juicio del Siglo…

enero 19, 2019

El Gran Duque Constantino Pávlovich Rómanov de Rusia (1779 - 1831) decía: "Detesto las guerras, porque echan a perder a los Ejércitos"…

Y razón tenía. Los ejércitos vencedores siempre han actuado como vándalos cuando triunfantes han entrado en las ciudades derrotadas. Recién terminada la Segunda Gran Guerra, los franceses decían que podrían resistir otra invasión alemana; pero no otra liberación americana…

El olor a la muerte, a la sangre y al miedo trastoca la mente de los soldados. El matar se vuelve un frenesí. Solo hay que ver los videojuegos. Los muchachos se transforman fascinados de "matar" enemigos y lo festejan…

No tardan en ponerles droga a las manivelas de los juegos -de esas que se absorben por contacto- para incitarlos a seguir jugando. Y no dudaría que ya lo estuvieran haciendo. La gente pierde el control cuando está en las maquinitas. Se medio hipnotizan…

De otra manera; pero es más o menos como sucede con la comida en los restaurantes; mientras más picante más consumen. Antes solían decir que "para comer y rascar, lo difícil es empezar"…

El hecho de que el reconocimiento como el soldado más condecorado de La Segunda Guerra Mundial -por supuesto a un norteamericano- con medalla, banda de guerra, aviones surcando el aire dejando estelas de colores y paseo por la 5° Avenida de NY en auto descapotable bajo una lluvia de papelitos de colores, no se lo dieron a ningún General, se lo dieron a Audie León Murphy (1925 - 1971)…

Y todo porque mató más alemanes que nadie. Bueno. Hasta lo hicieron artista de cine y fue él mismo quien protagonizó la historia de su tan exitosa matanza de nazis. Obvio es decir que los gringos tienen una cultura de muerte…

Sin embargo, Murphy no ha sido el único héroe nacional de los EE.UU. de gatillo fácil. Allá todos los matones son héroes. Al Capone, por ejemplo. Pero también tenemos a otro matón, el Teniente Coronel de caballería George Armstrong Custer (1839 - 1876) quien mató nativos americanos a granel, y por eso hasta su película le hicieron…

Bueno. No tienen los gringos colgado como trofeo en un museo el bombardero B-29 con el nombre de Enola Gay que soltó la bomba sobre Hiroshima; y además una réplica de la bombita. Pero regresemos con la Guardia Nacional y la truculenta militarización de la Patria, como algunos la califican…

Yo solo pregunto al grupo participante del activo comité fifí de ataque al Gobierno chairo: ¿Creen ustedes dinásticos fifíes, que se hubiera podido combatir el robo de gasolinas sin la directa intervención de las Fuerzas Armadas haciendo labores de policías? Y la clara respuesta es un no…

Lo malo del caso, es que el combate a la corrupción es una verdadera guerra que está requiriendo hasta aviones. Y las guerras, como dijo el Gran Duque, "echan a perder a los Ejércitos"…

Lo que sí se está poniendo buenísimo -bueno, no para "El Chapo", queda claro- es el juicio que se le está llevando en NY; pues no solamente están saliendo a relucir todo lo que ya se sabía de las anteriores administraciones…

Sino que también se están haciendo públicos los amoríos del Capo, que deben de haber sido muchos y que lo bailado nadie se lo quita. Lo que sí estuvo gacho y no había necesidad de ello, es que durante el juicio se vieran las caras, su esposa, Emma Coronel y Lucero Guadalupe Sánchez, una de sus amantes; que quien sabe en qué artes pero llegó a ser diputada por Sinaloa…

Pero copiando a Rosario Robles, se hizo pecadora por amor, y manifestó tener sentimientos confusos y hasta contrarios por el pobre "Chapo", a quien le espera una visita conyugal nada agradable. Con Emma le va a ir peor que con el jurado y la jueza juntos…

Pues aunque su esposa Emma sonrió irónicamente cuando Lucero se dijo confundida con sus sentimientos hacia el alicaído capo, seguro que le va a hacer la plé-plé en cuanto tenga oportunidad…

Y se supone que así será, porque "El Chapo" la volteaba a ver insistentemente, y ella, de manera displicente lo ignoraba. Y luego dicen que allá solo en Guantánamo torturan. No hay que perderse el próximo capítulo, ojala y ya no le carguen tanto la mano al pobre Chapo.

Y nos vemos mañana, si el Sol me presta vida.

jrbcdiariolibertad@gmail.com