Política

Ceses en dependencias preocupa a otros burócratas en la zona centro

enero 10, 2019

Orizaba, Ver.- El despido de más personal en el Sistema de Administración Tributaria (SAT) ya causa alarma entre burócratas de diversas dependencias del gobierno federal instaladas en la zona centro del estado; se teme que en el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste), el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) e incluso en Comisión Federal de Electricidad (CFE) igual haya recortes de personal y con ello se incrementa la misma incertidumbre entre los empleados federales.

La suspensión de las labores en las oficinas del SAT en esta ciudad no sólo tomó por sorpresa a los contribuyentes sino a los mismos empleados quienes desde ahora están en calidad de despedidos pero sin noticias sobre una eventual liquidación o recontratación.

El medio por el cual se enteraron de su despido fue por los carteles que la administración de la oficina del SAT colocó en las puertas de acceso y con ello se formalizó la suspensión de todos los trámites fiscales que los contribuyentes realizan, ahora deberán de realizarse en las oficinas de Veracruz y Xalapa o en el mejor de los casos en línea a través del portal de la dependencia fiscal.

El cierre de las oficinas del SAT en esta ciudad afecta a por lo menos 58 municipios de la zona centro del estado, "ahora los trámites obligatorios presenciales deberán realizarse en la de Veracruz o Xalapa según la conveniencia del contribuyente".

Pero la medida no amilanó a los empleados federales de hecho desde este mismo miércoles iniciaron una protesta en las afueras de lo que hasta este miércoles era su fuente de empleo. Las peticiones que hacen son dos: reinstalarlos en su lugar de trabajo o en todo caso que se les liquide conforme a la ley, "no queremos otra cosa" según se dio a conocer.

La protesta hasta la tarde de este miércoles no había sido atendida por lo cual los empleados amagan con mantenerse en plantón permanente hasta que se resuelvan sus peticiones, aunque no descartan otras medidas legales. Otra de las quejas que muestran los empleados del SAT se centra en el hecho de que desde diciembre pasado fueron avisados de su despido, pero nunca les ofrecieron ser liquidados conforme a derecho, "somos empleados certificados y no aviadores como se nos quiere hacer ver".

Entre los empleados hay casos peculiares pues existen empleados con una antigüedad superior a los 28 años de labor, "y no estamos de acuerdo porque no se nos quiere reconocer nuestros años de servicio comprobados". En esta oficina laboran personal de administración, auditoría, recaudadores y el departamento jurídico, a todos ellos se les negó el acceso; por la tarde de este mismo día, el personal del IPAX asignado a la vigilancia de las oficinas fue retirado por instrucciones de la comandancia regional.

Entre los despedidos hay malestar, sobre todo porque a decir de ellos mismos, "la mayoría de los que estamos acá votamos por Morena, pero nunca nos imaginamos que resultaría todo esto, nos están ahogando nuestra economía, nos están metiendo en un problema muy severo y esto nos afecta de forma inmediata".

Por su parte la delegación de Canaco, a través de su vicepresidente Miguel Hernández anunció que a partir del lunes próximo abrirá, en sus instalaciones, módulos de atención al contribuyente, tomando en cuenta que en esta zona se atiende a por lo menos 28 municipios de la región centro del estado.

Mientras eso sucede en el SAT, empleados del IMSS, Issste e incluso de Comisión Federal de Electricidad igual dieron a conocer su incertidumbre por los recortes de personal que se generan con el gobierno de López Obrador pues temen que los despidos igual lleguen a esas dependencias.