Política

Urge presupuesto para conservación de naturaleza; esperan respaldo de AMLO

diciembre 30, 2018

Orizaba, Ver.- De no destinar recursos desde el plan económico del nuevo gobierno mexicano, se sepultaría la conservación de las áreas naturales protegidas. Los recortes presupuestales no son novedad, tan sólo con Peña Nieto "lo degradó casi a nada", hoy el Pico de Orizaba "requiere de por lo menos un millón de pesos, más subsidios, actualmente recibe mucho menos de la mitad".

Pero para Héctor Rojas Canizales, ex subdirector del Parque Nacional Pico de Orizaba, el cambio de régimen es una esperanza para el medio ambiente, "yo creo que mejorará este sexenio pero la solución llevará un compromiso transexenal que todavía no veo cerca". Recordó que en sus inicios, la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) "fue la segunda hija consentida de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), pero en el sexenio pasado la degradaron casi a la nada".

Tan grave fue el recorte presupuestal que incluyó la salida masiva de personal, y por consiguiente la atención a las reservas y parques se disminuyó mucho desde entonces. Un dato: en 2017 ya no se aplicó el Programa de Empleo Temporal (PET), en muchas áreas y eso limitó la participación de las comunidades y la vigilancia se fue a pique; se quemaron muchas hectáreas porque ya no hubo para las brigadas de combate y aumentó la emigración de jóvenes por falta de oportunidades.

Aunque en este momento desconoce el recorte de las partidas presupuestales ejercidas por el gobierno de López Obrador, admite que habrá impactos negativos en los programas del área, "desconozco la magnitud del recorte, pero si ya está debilitada seguro que casi sería inoperante. La mejor noticia para la Conanp en este inicio de sexenio es el nombramiento de Andrew Rhodes como comisionado nacional, representa el regreso de los académicos conocedores de la problemática ambiental del país después del desastre hecho por el primo de Enrique Peña Nieto, quién simplemente cobró su cuota política".

"Yo confío en que Andrew consiga regresar a la Conanp, por lo menos al estado que tenía hace tres años y con eso reconstruir su operación en las áreas protegidas", plantea aunque reconoce que los recortes presupuestales también ponen en riesgo a las actividades relacionadas con el cuidado del medio ambiente, "el riesgo es relativo y está en que los planes de manejo de las áreas no cumplan con sus metas de conservación. Los planes de manejo son actividades que se programan -y que se revisan cada cinco años- para evitar que los ecosistemas se deterioren más o que las poblaciones de algunas especies disminuyan; sin dinero para la operación realmente se dificulta el cumplimiento de lo prometido. A veces las acciones deben supervisarse en sitios alejados y se requiere transporte y estancia".

A veces hay que permanecer en vigilancia nocturna por los hábitos de las especies protegidas. A veces hay que trasportar plantas para reforestar o equipos para el rastreo de animales. Por ejemplo, si yo comprometí que en cinco años recuperaría en un 10 por ciento la población de guacamayas rojas en mi reserva de biosfera, y no tengo dinero para mis traslados mensuales, mis fotografías, mi búsqueda de nidos, mis trampas para muestreo y marcaje de ejemplares, etcétera, será complicado presentar a tiempo y en orden un reporte confiable para documentar mi trabajo. Si al término del plazo se hace una auditoría y el resultado fuera que no creció la población, yo no tendría elementos suficientes para decir que sí cuidé a los animales y, por lo tanto, caería en riesgo un componente de mi área protegida que, a la larga, repercutirá en el éxito de su conservación.

–¿En la zona y en el estado cuáles son las áreas protegidas?

–Los parques nacionales cañón de Río Blanco y Pico de Orizaba. En el estado, además de estos dos, los parques nacionales Lobos-Tuxpan, Sistema Arrecifal Veracruzano y la reserva de biosfera Los Tuxtlas.

–Y para mantener una zona protegida, ¿cuánto presupuesto se ocupa, por ejemplo solamente para el Pico de Orizaba?

–Depende de la categoría y la superficie. Por ejemplo, en este momento yo considero que Pico de Orizaba debería contar con un presupuesto mínimo de un millón de pesos anuales para operación directa, sin contar los recursos de subsidios. Cuando yo dejé la subdirección del Pico de Orizaba, mi presupuesto para ese año, 2015, fue de 200 mil pesos, cuando habíamos solicitado 800 mil, pero una reserva cómo Los Tuxtlas, debería contar con un mínimo de cuatro millones de pesos.