Política

Piden funcionarios a SCJN parar Ley Federal de Remuneraciones

diciembre 01, 2018

Sumadas a las demandas de amparo promovidas por la Asociación Mexicana de Impartidores de Justicia (AMIJ), el Sindicato de Trabajadores del Poder Judicial de la Federación (STPJF), y la acción de inconstitucionalidad de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) en el país, al menos 12 demandas de amparo indirecto presentaron magistrados, jueces, secretarios y oficiales administrativos de los órganos jurisdiccionales del Poder Judicial Federal (PJF) en Xalapa y Veracruz en contra de la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos, Reglamentaria de los artículos 75 y 127 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Se trata de un amparo que en la jerga jurídica se conoce "contra leyes", y que a la par piden al juez de distrito la suspensión de la ley misma, lo cual ya algunos titulares de los órganos jurisdiccionales en varios estados se les han concedido, como en Sinaloa, Ciudad de México y Veracruz, porque la sola entrada en vigor de esta norma les causa un perjuicio, pues ganan más de los 108 mil pesos que se autoasignó el Presidente de la República como tope máximo.

En el estado de Veracruz existen 21 juzgados de distrito (residentes en Xalapa, Boca del Río, Córdoba, Tuxpan, Poza Rica y Villa Aldama incluido el Centro de Justicia Penal Federal); diez tribunales colegiados (en materias penal, administrativa, civil, de trabajo y auxiliares) y cuatro tribunales unitarios; estos sin contar los ocho órganos juzgados que radican en Coatzacoalcos, pero los integrantes de este Poder han tenido una activa defensa de sus intereses.

En esta primera etapa de la entrada en vigor de la ley procede el amparo por ser autoaplicativa, y que de acuerdo con los artículos 17, fracción I, 18 y 61, fracción XIV, segundo párrafo, de la Ley de Amparo, para impugnar la constitucionalidad de una norma general, el afectado cuenta con una doble oportunidad para hacerlo: dentro de los 30 días siguientes a su entrada en vigor o dentro de los 15 subsecuentes en que tenga conocimiento del acto de aplicación de aquélla, que sería el primer descuento a su salario.

La defensa activa de los abogados de Veracruz ha incluido la petición a la CNDH para que formulara una demanda de acción de inconstitucionalidad ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), en particular por los artículos 1 a 17 y segundo transitorio de la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos, además, dependiendo la categoría se presentaron tres tipos: para los jueces y magistrados, los secretarios y los oficiales.

Esta ley, dicen en sus textos, violenta los artículos 1º; 14, 16; 102 apartado B; 123 apartado B, fracción IV, 127, fracciones I y VI, y 133 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos; y los preceptos 1, 8.1, 24 y 26 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos; así como el 26 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos.

El asunto no es menor, pues implicará que de perderse el juicio en sede nacional se pueda llevar hasta la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y, sobre todo, porque hay legisladores como Juan Carlos Loera de la Rosa que han propuesto un punto de acuerdo para que el Congreso pidiera a los integrantes del Poder Judicial ceñirse a la Constitución y la Ley de Amparo que los obliga a declararse impedidos para resolver la inconstitucionalidad de la ley.

Hasta el día de ayer se habían interpuesto ya 77 demandas de amparo colectivas contra esa ley, con un total 331 quejosos, de los cuales 94 son magistrados, 100 jueces y el resto otros funcionarios del Poder Judicial; la Suprema Corte de Justicia de la Nación ya había recibido los primeros amparos tramitados por integrantes del Poder Judicial de la Federación contra la aplicación de la Ley Federal de Remuneraciones.

Y aunque todavía no se emiten los tabuladores, conforme a los límites mínimos y máximos, esto podría implicar 850 puestos de confianza que van desde directores, subdirectores, presidentes, jefes de departamento, supervisores, entre otros.