Política

Dejará administración yunista hospitales y centros de salud inconclusos en el estado

noviembre 23, 2018

La administración estatal saliente dejará obras hospitalarias inconclusas, admitió el secretario de Salud Irán Suárez Villa. Algunas de ellas habían sido promesa de campaña de Miguel Ángel Yunes Linares.

El funcionario señaló que entre los hospitales que quedarán inconclusos está el de Nautla, que dijo está totalmente abandonado; el centro de salud de Las Choapas, que tiene 35 por ciento de avance; el hospital de Minatitlán, con 75 por ciento, y el de Tezonapa, del cual reconoció desconocer su estado, lo mismo que uno más en la sierra de Zongolica.

Al comparecer ante el Congreso del Estado, intentó evadir el tema de la licitación de casi 200 millones de pesos para la compra de mobiliario cuyo costo no supera el millón y medio.

Debido a tal situación, diputados de todos los partidos (menos los del PAN, que lo defendieron) reprocharon que en el actual gobierno se privilegió hacer negocios dentro de la Secretaría de Salud por encima de velar por la salud de los veracruzanos.

También exhibieron que algunas de los hospitales y de centros de salud se terminaron pero no operan, pues en algunos casos no hay medicinas ni doctores; incluso carecen de energía eléctrica.

A esto, Irán Suárez Villa mostró actas notariadas que supuestamente avalan que las obras hechas por este gobierno funcionan y refirió que la falta de medicinas en los nosocomios se debe a que casualmente cuando la gente va a buscar los medicamentos se acabaron un día antes.

Por más de cuatro horas, el secretario de Salud encontró el modo para rehuir las preguntas más difíciles relacionadas con las deficiencias de esa dependencia, como en las ilegalidades de los contratos.

Los legisladores de oposición le enumeraron diversas licitaciones y contratos en favor de empresas ajenas a los rubros de las necesidades de la Secretaría de Salud.

Ante tales acusaciones, Irán Suárez Villa buscó evitar responder de manera directa y con ello no confrontar la corrupción en los contratos formalizados por la secretaría a su cargo en favor de empresas relacionadas con funcionarios de esa dependencia.