Política

Ley de Educación de AMLO no abroga reforma, fustiga la CNTE

octubre 29, 2018

Las iniciativas de reforma a la Ley de Educación que proponen los diversos partidos políticos del presidente electo Andrés Manuel López Obrador no contemplan una abrogación total de la reforma educativa, cuando que no se privatice la educación y se continúa en la lógica empresarial, por ello, debe plantearse una educación democrática. Además, en los currículos de la Escuela Normal no se perfila ningún aspecto de la inseguridad no solo en el contexto que viven los maestros a causa del crimen organizado, sino en apoyo a los estudiantes que son víctimas de esta violencia, sostuvo Lev Maujahid Velázquez Barriga, integrante del Consejo Nacional de la Coordinadora Nacional de los trabajadores de la Educación.

Manifestó que lo que la CNTE plantea es la abrogación total de dicha reforma y no solo la evaluación que liga la permanencia de los trabajadores de la educación, sino que se refiere a todos los componentes de esta ley, refirió.

"Por todos los componentes de la reforma entendemos desde su matriz constitucional que es el artículo 3º y 73, y la noción de calidad que organiza todo el sistema educativo, el que organiza las evaluaciones, que organiza el cómo se estructuran las escuelas basados en las evaluaciones estandarizadas.

"Porque el fin de la educación no puede ser la calidad, esta es una perspectiva empresarial. El fin de la educación tiene que ver con alcanzar una sociedad democrática, de alcanzar la soberanía nacional e incluso la felicidad".

Velázquez Barriga expuso que la abrogación de la reforma debe contemplar todos sus procesos de la privatización de la escuela pública, "nos referimos a los procesos en los que se afecta el currículo de los niños".

Así lo que hay en concreto –dijo– sobre la reforma educativa es lo que propone la bancada del presidente electo, pero ninguna está planteando la abrogación total de esta iniciativa. En todo caso con los resultados de los foros tendrían que hacer otras iniciativas, pero todo lo que plantean en este momento es parcial, insuficiente y quedan de manera corta, aunque se debe decir que lo que plantean esas reformas tampoco estaban en el modelo neoliberal de Enrique Peña Nieto, pero sería un avance incompleto.

Por ello adelantó que seguirán insistiendo en la derogación de la reforma, informando a los maestros y con las manifestaciones de ser necesario. Agregó que mientras tanto ellos trabajarán con las propuestas regionales que son públicas, "que Andrés Manuel López Obrador se comprometió recopilarlas, sean de la CNTE o de otras agrupaciones magisteriales e integrarlas a la nueva reforma de carácter curricular".

Por otra parte, precisó que tienen un trabajo hecho con anterioridad que va a ser mejorado, debido a ese documento se pensó para otro momento, y que lo está realizando el equipo pedagógico de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación.

Reiteró que en principio no quieren escuelas de calidad, al considerar ésta como un concepto empresarial. Asimismo, ante el probable señalamiento que se les tache de retrógradas por pensar así, explicó que lo que lo que esta organización no desea son escuelas organizadas bajo la lógica e intereses empresariales, pues el fin de la educación no es satisfacer las necesidades de los ricos.

"Lo que nosotros queremos es una educación del buen vivir, que implica democratizar el país, mejorar las condiciones económicas de los jóvenes y una que esté pensada para reorientar la lógica destructiva del sistema capitalista, que ha provocado una crisis económica, ambiental y todo lo demás".

Por otra parte, señaló que se deben recuperar las condiciones indígenas, saberes regionales para que sea una cultura emancipadora que "nos permita coexistir, que nos permita construir instalaciones democráticas y ciudadanía participativa".

Sobre el tema de la formación de maestros, recordó que la CNTE está de acuerdo y que para este fin diseñaron procesos formativos como en Michoacán, donde realizan los talleres del educador popular, en los que se analizan las tendencias de avanzada de las políticas educativas y contextos regionales y mundiales de la educación.

"Ocupamos las reuniones del Consejo Técnico Escolar de cada mes para trabajar con los colectivos pedagógicos para diseñar planes escolares, de planeaciones comunitarias. Por ejemplo, en Oaxaca se plantean los talleres de educación alternativa; en Chiapas ya se hace esta dinámica".

En este contexto, negó que los profesores no quieran formarse y aseguró que 90 por ciento de los docentes tienen estudios de posgrado como maestrías, doctorados, diplomados.

"Aunque hay que reconocer que nunca hay una formación completa porque al enfrentarte en el aula, siempre hay una necesidad de los docentes y en el caso de las evaluaciones planteamos que no sea una evaluación estandarizada, no una de la OCDE para cumplir a los empresarios de Mexicanos Primero.

"Porque, además, las evaluaciones estandarizadas las cobran al Estado, hay atrás una industria, que genera una economía para los empresarios que las diseñan, de ahí que proponemos una evaluación distinta que se enfrenta a la realidad que no puede ser resuelta con un examen.

Para finalizar, refirió que los niveles de inseguridad en muchos estados son altos para este sector como en Guerrero, donde muchas escuelas han cerrado y han sido abandonadas por la Secretaría de Educación.

"No hay profesores (…) sufren extorsiones y son asaltados; sufren de robo de auto, pero la inseguridad no forma parte de los planes de las normales. Nadie atiende el problema de la inseguridad en las zonas rurales, campesinas, no se plantea atender las necesidades marginales".