Política

Viola ley Reyes Arellano al promover su imagen y campaña con recursos públicos

marzo 20, 2018

Moloacán, Ver.- El diputado local Sebastián Reyes Arellano estaría violando el artículo 134 constitucional al presuntamente promover su imagen con recursos públicos en una campaña de productos de la canasta básica a bajo costo.

Lo anterior fue documentado en el municipio de Moloacán, donde el aspirante a la diputación federal en el distrito XI llevó diversos productos para la venta a precios accesibles, pero utilizando tanto la imagen del Congreso de Veracruz como de su nombre en particular.

Incluso, el legislador plurinominal ha dado cuenta en redes sociales de estas actividades en Coatzacoalcos y otras ciudades de la zona que aspira a representar en la Cámara de Diputados.

Reyes Arellano se registró el sábado como aspirante a la diputación federal en el distrito XI bajo las siglas del Partido Nueva Alianza (Panal).

Si bien la ley permite al abogado de profesión separarse del cargo hasta 30 días antes de la elección, el presidente de la Comisión de Organización Política y Procesos Electorales estaría promocionando su imagen en una campaña presuntamente disfrazada a nombre de la legislatura veracruzana.

Los habitantes de Moloacán, por su parte, confirmaron que Sebastián Reyes jamás se había parado por aquella localidad sino hasta ahora, que busca la diputación federal.

Trascendió que el partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) ya prepara un recurso para exigir a las autoridades electorales establecer si Sebastián Reyes utiliza recursos públicos para promocionar su imagen en pleno proceso electoral.

Cabe mencionar que el artículo 134 constitucional en el párrafo siete señala que: "los servidores públicos de la Federación, los Estados y los municipios, así como del Distrito Federal y sus delegaciones, tienen en todo tiempo la obligación de aplicar con imparcialidad los recursos públicos que están bajo su responsabilidad, sin influir en la equidad de la competencia entre los partidos políticos".

Mientras que el octavo párrafo deja en claro que "en ningún caso esta propaganda incluirá nombres, imágenes, voces o símbolos que impliquen promoción personalizada de cualquier servidor público".