Municipios

Encuentran arcas municipales vacías y chatarra vehicular

enero 05, 2018

Orizaba, Ver.- En la mayoría de los municipios de la zona, los alcaldes no sólo recibieron en cero las cuentas bancarias y considerables deudas sobre todo en servicios básicos, sino además encontraron una infraestructura tecnológica y parque vehicular en condiciones inservibles. De hecho, algunos de los nuevos ediles no desechan la posibilidad de presentar denuncias penales en contra de sus antecesores para que se les finquen responsabilidades y respondan por el posible daño patrimonial del que serían culpables.

En el caso de Acultzingo, la actual síndico, Esperanza Cruz, en su calidad de representante legal del ayuntamiento, no descarta la probabilidad de presentar una denuncia penal en contra de la pasada administración municipal 2014-2017 luego de que en el recuento de las propiedades hay faltantes, como lo son equipo de cómputo y mobiliario, que son patrimonio municipal.

En el proceso de entrega-recepción que se realizó durante los últimos días de diciembre en el palacio municipal, fue cuando al cotejo de los inventarios escritos con los reales, se detectaron faltantes de muebles, pero además hay probables irregularidades en el parque vehicular, "sólo recibimos una motocicleta y una camioneta pickup de batea, de color blanco, que simplemente no cumplen con las condiciones de uso; lo que si funcionan es una pipa de agua, un camión de volteo, 2 camionetas tipo van, un camión de basura y un automóvil sedán", según señala.

De hecho y sobre los artículos faltantes, dijo, "se está verificando cada una de las áreas de trabajo y en caso de concluir así, se estaría recurriendo a la vía legal. Es indispensable la revisión de cada uno de los objetos que recibimos y esperamos el cumplimiento de los tiempos y que la administración saliente pueda terminar de hacer la entrega para proceder".

El ex alcalde y los integrantes de su comuna, "deben sustentar la condición de los muebles y documentos entregados mediante oficios firmados para que posteriormente podamos actuar legalmente en caso de ser necesario".

Otro de los municipios en donde igual hay problemas es Nogales. Ahí el abandono del parque vehicular es el principal problema, sobre todo por las condiciones en las que lo dejaron, abandonado y en malas condiciones mecánicas, según confirmó el alcalde.

En las mismas oficinas del palacio municipal, igual se detectó que el equipo de cómputo está en malas condiciones y parte de ello prácticamente con todo el respaldo informativo borrado. En Río Blanco, la ex alcaldesa Ángeles Martínez desde semanas antes de concluir la administración ordenó la suspensión del servicio de limpia pública, lo que provocó la acumulación de los residuos en los contenedores ubicados tanto en la cabecera municipal, como en la única congregación así como en las colonias de este municipio.

Dejó Joaquín Caballero deudas obrero patronales de 33 mdp

33 millones de pesos adeudan el ayuntamiento de Coatzacoalcos por concepto de cuotas obrero patronales, que no se cubrieron durante los últimos tres años de administración del priísta, Joaquín Caballero Rosiñol.

A pesar de que el anterior alcalde, aseguró que no heredaría deudas a esta administración que tiene Morena, sino cuentas por cobrar, los acreedores han comenzado a llegar al municipio, pues dejó muchos compromisos incumplidos.

José Adolfo Domínguez Guillermín, subdelegado regional del IMSS, acudió al Palacio Municipal para entrevistarse con el actual alcalde, Víctor Carranza Rosaldo, con la finalidad de hacerle del conocimiento del convenio de pago que se firmó en octubre pasado con el ex presidente Joaquín Caballero.

El alcalde se encontraba en un recorrido y fue recibido por la síndica Jazmín Martínez Irigoyen, a quien le notificaron el adeudo que tiene con ellos, desde hace más de tres años, por concepto del servicio de su base trabajadora.

Aunque en su administración casi no hizo pagos con el apoyo de las autoridades federales, en los dos meses previos Joaquín Caballero firmó un convenio de pago, del cual tendrá que responder esta nueva administración municipal.

El convenio de pago fue por la cantidad de 33 millones de pesos correspondiente a los últimos 15 meses, de los cuales, se iban a liquidar en mensualidades de 1.5 millones de pesos, a partir del mes de noviembre del año pasado, lo cual no cumplieron.

Hasta la fecha, el gobierno municipio adeuda tres millones de pesos de estos dos pagos y en el mes de enero se tendrán que pagar la tercera mensualidad del convenio y si no se cubre será anulado.

En caso de que no se cubra esta nueva mensualidad, el IMSS requerirá el pago total de los 33 millones llegando incluso a buscar que sean detenidas las participaciones o el embargo a propiedades del municipio.