Sociedad y Justicia

Exige Iglesia "revisar a fondo" la Ley de Seguridad Interior

diciembre 12, 2017

Orizaba, Ver.- La jerarquía católica demanda que se haga una revisión a fondo a la Ley de Seguridad Interior para detectar y corregir los pasajes que violenten el estado de derecho y las garantías individuales. El vocero de la Diócesis de Orizaba, Helkyn Enríquez Báez, refirió que la aprobación y su consecuente aplicación es "muy apresurada".

Al parecer hay una cierta premura al declararla, "y creo que aunque si se ve la necesidad de promover la seguridad en nuestras comunidades, siempre en algunas leyes son perfectibles, entonces no es que así como se haya aprobado deba quedar definitivamente. Es decir debe someterse a revisiones".

Planteó la necesidad de que los diputados y senadores asuman una posición de "humildad legislativa" para que con ello se reconozcan "los límites que una ley pueda tener en la marcha". Y argumenta que las fuerzas federales "no fueron creadas para las funciones de seguridad. Su trabajo está en otras áreas de seguridad y no precisamente en las que puedan ayudar en el mantenimiento de la tranquilidad y la paz en las entidades".

Aquí no se trata que una institución u otra "es la que asuma la autoridad, sino que la verdadera intención y el plan debe ser específicamente la estrategia con la que manden, por eso decimos que las leyes siempre al inicio pueden ser perfectibles, por lo que hasta que no se pongan a prueba, no se pueden saber que alcances puedan tener. A lo mejor la intención de enviarlos ha sido buena, pero la estrategia no ha sido la adecuada, se debe analizar que instituciones se van a formar para el establecimiento de la justicia y hacer de modo más complementario la expansión de esta estrategia de seguridad y pacificación.

"Creemos, sin ser expertos en la materia, que el plan debe de ser de arriba hacia abajo en el mantenimiento de la seguridad y de abajo hacia arriba en una promoción de una cultura de legalidad, honestidad y justicia. Igual se debe involucrar todos los sectores de la misma sociedad, pero insisto igual debe haber humildad legislativa para reconocer los límites de la Ley de Seguridad Interior, sobre todo antes de ponerla en marcha".

"Creemos que es un deber el revisarla y ver si funciona, mantenerla y resolver lo que se tenga que corregir para evitar otro tipo de daño que no sea el de la violencia o el de la falta contra los derechos humanos. Lo que debemos tomar en cuenta son los hechos con los cuales los mexica nos podamos sentir la seguridad de transitar en las calles, sin tener el miedo a ser objeto de algún hecho de inseguridad o bien de violencia. Los mexicanos queremos ver resultados más allá de las medidas con las que se garanticen, pero sí en especial que no haya violaciones a los derechos humanos".