Política

Destruyeron documentación, archivos y equipo para ocultar desvíos en Sedarpa

noviembre 09, 2017

En la recta final del sexenio duartista, en la Secretaría de Desarrollo Agropecuario (Sedarpa) destruyeron documentación oficial, archivos y equipos de cómputo, en los que aparentemente se evidenciaba la forma en la cual saquearon los recursos de dicha dependencia, mencionó el actual titular, Joaquín Guzmán Avilés.

Dijo que al tomar posesión de la Sedarpa encontró un desorden administrativo y financiero, por lo que al comenzar a investigar detectaron no sólo irregularidades sino hasta delitos como fue la destrucción de documentación oficial, evasión fiscal y fraude a supuestos productores beneficiarios.

Comentó que apenas esta semana fueron notificados por parte del Sistema de Administración Tributaria (SAT), que durante 2016, la Sedarpa no pagó un solo peso del Impuesto Sobre la Renta (ISR), por lo cual ahora les están cobrando 8 millones de pesos.

Ante esta situación, dio a conocer que ya fue presentada la correspondiente denuncia penal por esta situación y se coordinarán con la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan), para dar cumplimiento al pago.

También resaltó que han podido comprobar que miles de productores fueron estafados por los ex funcionarios estatales, a quienes engañaron para obtener sus firmas de que habían recibido diversos apoyos del gobierno estatal.

Por este asunto, dijo que tanto la dependencia a su cargo como los campesinos afectados ya presentaron las denuncias correspondientes ante la Fiscalía General del Estado (FGE), las cuales han ido avanzando, pues han sido llamados a ampliar sus declaraciones.

Guzmán Avilés indicó que durante el resto del mes de noviembre, todavía podrían presentar otras denuncias adicionales por otros hechos que pudieran constituir un delito, por lo que una vez que cuenten con los elementos acudirán a la Fiscalía a hacerlo del conocimiento del Ministerio Público.

Tras casi un año de iniciada la administración, confirmó que pudieron contar con pruebas de que en la recta final del duartismo destruyeron documentación, con la cual intentaron no dejar elementos que pudieran vincular a los ex funcionarios en el saqueo de recursos.