Municipios

En el Puerto, inconformes atentan contra cangrejos de parquímetros

octubre 07, 2017

Veracruz, Ver.- Las quejas en contra de los parquímetros, su funcionamiento y trato de los empleados continúan en el puerto de Veracruz, incluso inconformes han llegado a agredir la infraestructura de los mismos.

A través de un grupo de Facebook, una persona dio a conocer la manera en que se deshizo del cangrejo que le fue colocado por la empresa Zeus Monitoreo Vial en el centro histórico de Veracruz.

Con un esmeril, cortó el candado, lo retiró de su llanta y lo dejó sobre un parquímetro. La publicación en el grupo de Facebook donde fue publicado causó mucho éxito y comentarios animosos por parte de los usuarios.

Sin embargo, el gerente de Zeus Monitoreo Vial, Alejandro Rebolledo, afirmó que con las placas y especificaciones del vehículo tienen suficiente interponer una denuncia en contra del responsable ante la Fiscalía General del Estado (FGE).

Explicó que de acuerdo con el reporte, a las 7:38 de la noche se puso la multa porque no había dinero depositado en el parquímetro.

"La información que tenemos es que pasadas las 22:00 horas cuatro personas con un esmeril que conectaron a la corriente eléctrica de algún comercio, rompieron el candado, se llevaron el candado y nos dejaron un pedacito", comentó.

Esta fue una de las técnicas más complejas, sin embargo los usuarios han hallado maneras para deshacerse de los cangrejos.

Por ejemplo, algunos de ellos han optado por cambiar la llanta, retiran la llanta inmovilizada y colocan la de refacción y se van del lugar sin pagar la multa y con el inmovilizador.

Estas prácticas han generado que en ocasiones el personal de Zeus Monitoreo Vial ponga no uno, sino dos inmovilizadores en llantas diferentes.

El gerente de la empresa, explicó que el costo promedio de cada aparato cangrejo o candado es de mil 300 pesos; sin embargo hay también registro de daño al estacionómetro.

"Actualmente los que tenemos instalados en el centro de Veracruz tienen costo aproximado de mil dólares, andarían rondando los 18 mil pesos (..) afortunadamente los daños a los equipos son eventuales de repente accidentalmente algún usuario le pega al poste, que rápidamente se repara y tiene un costo bastante bajo", comentó.

El trato del personal de la empresa concesionaria del servicio de los parquímetros, ha dado mucho de qué hablar también de los ciudadanos.

Los afectados indican que no hay disponibilidad de diálogo con algunos de los empleados, incluso, varios de ellos ya están identificados y catalogados como "conflictivos" por las personas que frecuentan el centro histórico.

Un caso de hace tres meses terminó en una agresión física por parte de la clienta a una mujer empleada de Zeus Monitoreo Vial que fue golpeada, tras discutir con la persona a la que había colocado el inmovilizador.

"Desafortunadamente a la totalidad de los usuarios les molesta pagar. Cuando llegan a ser multados estado emocional hace que la comunicación sea muy difícil", comentó.

El director de Zeus Monitoreo Vial afirmó que para evitar esta problemática la mayoría de los empleados cuenta con un celular con cámara de gama alta, para tomar una fotografía del parquímetro vencido.