Política

Pagar obras anteriores con dinero de 2017, para dar estabilidad: diputados

agosto 22, 2017

Diputados del PRI, PAN y PRD recriminaron que la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) critique la autorización para usar recursos del Fondo de Infraestructura Social Municipal (FISM) del presente ejercicio para pagar obra pública del año pasado, cuando fueron omisos ante la retención y desvío de fondos en el 2016.

En entrevista por separado Carlos Morales, Yazmín Copete y María Elisa Manterola Sáinz, minimizaron el escrito que remitió el titular de Sedesol, al señalar que cualquier recomendación y observación la debe realizar la Auditoria Superior de la Federación (ASF), encargada de revisar el manejo de los recursos públicos y no una dependencia ejecutora.

El primero en hablar del tema fue el presidente de la comisión de Hacienda Municipal, Carlos Morales quien recordó que la autorización la respaldó la mayoría en el Congreso, en la búsqueda de una solución ante la retención de fondos desde Sefiplan y la necesidad de pago y conclusión de obras.

"Se intentó dar viabilidad financiera a los municipios (...) más del 75 u 80 por ciento de los ayuntamientos necesitaban hacer uso de esta herramienta para que permitiera generar las condiciones de estabilidad, tanto sociales como financiera, para atender las demandas sociales".

El priísta comentó que no tenían que consultar a la Sedesol federal, pues ellos son sólo un ente de acompañamiento y no una autoridad fiscalizadora, "y tendrá que ser la ASF, sí es que considera que hubo algún tipo de irregularidad, la que tendrá que hacer las observaciones".

Recomendó al titular de Sedesol a ocuparse de implementar acciones para abatir los índices de pobreza y marginación de la entidad y dejar al Congreso apoyar a las comunas a encontrar mecanismos para evitar dejar deuda.

Sobre el mismo tema, la integrante de la comisión de Hacienda Municipal, Yazmín Copete, comentó que fue a petición de los propios municipios la autorización que permite usar recursos federales para el pago de obras del año pasado.

"Nosotros actuamos de buena fe, a quién le corresponde vigilar la normatividad para que los recursos se ejerzan (adecuadamente) y no caigan en alguna observación del mal manejo, son los mismos municipios".

La perredista reprochó a la Federación, caso concreto la Sedesol, que en otro momento se "hizo como Tio Lolo" y permitió que se retuvieran los fondos de los municipios y se desviaran para el gasto corriente del estado, sin decir nada al respecto.

Cuestionada por la recomendación de la Sedesol expreso: "si les están diciendo no agarres de ahí, entonces que le digan de dónde. En la pasada (administración) solapó y ahora están muy fiscalizadores del recurso, cuando la gente lo único que quiere son las obra concluidas".

Finalmente la presidente de la Mesa Directiva del Congreso local, María Elisa Manterola comentó que es necesario que tanto en el Estado como en la Federación se entienda que la Cámara no puede dejar solos a los municipios y dejar obras inconclusas.

Hay que recordar que el Congreso aprobó que los alcaldes puedan hacer usos recursos del FISM para pagar obra pública que se realizó o se licitó en el 2016 con recursos del presente ejercicio fiscal, luego de que la Secretaria de Finanzas desvío los fondos a pesar de que estaban etiquetados".

La panista mencionó: "Yo exigiría la Federación que hoy nos está señalando, porque no dijo nada cuando seis años antes se desviaron los recursos. El piso esta parejo y no hay porque dar tanto brinco, se hizo una autorización avalada por el Orfis y si la Federación tiene una observación la atenderemos", concluyó.

Ayuntamientos adquieren recursos "del futuro"

En otro tema, el legislador panista justificó que el Congreso local ha permitido la concesión de servicios mediante inversión público-privada a los Ayuntamientos, al señalar que la crisis financiera de los municipios hace urgente que se hagan de recursos para operar.

"Hoy el estado requiere obra ya, dejaron al estado en una quiebra financiera total, si quisiéramos cambiar en un año muchas cosas será imposible; no hay dinero ni para pagar policías ni para pagar enfermeras; las asociaciones público-privadas son una herramienta que permiten traer dinero del futuro al presente".

Al cuestionarle sobre estas aprobaciones hechas en el Congreso local y el impacto en las finanzas de los Ayuntamientos, insistió en que son necesarios este tipo de convenios.

"No (es deuda), lo que hemos estado aprobando es parte del descuento que ya de por sí pagan en el pago de la luz que hacen los ayuntamientos".

Cuestionado sobre la deuda que tiene el gobierno del estado con los ayuntamientos, por recursos federales que no fueron pagados durante la pasada administración, señaló que no se niega el adeudo, pero que no hay dinero para pagarlo.

"Es un adeudo que se ha generado desde hace muchos años por gobiernos corruptos y que se están tomando cartas en el asunto; esa misma institucionalidad que había antes se iba a otras cosas y hoy tienen al estado en la miseria, sumido en una crisis financiera y un déficit que trasciende los 20 mil millones de pesos".

Y es que explicó que cada quincena el gobierno del estado enfrenta problemas para el pago de nóminas tanto de empleados como de pensionados.

"Hoy quincena con quincena el gobierno del estado está batallando para pagar nómina de empleados, de maestros, de enfermeras, médicos y policías, por ese desfalco financiero".