Sociedad y Justicia

Trabajan mineras en predios sin permiso de dueños

agosto 17, 2017

Habitantes del municipio de Actopan acusaron que la empresa la empresa Almaden Minerals a través de Minera Gavilán comete atropellos contra las comunidades, como la construcción de obras sin consentimiento de los propietarios de terrenos y han acordado en asambleas comunitarias y ejidales declarar a sus territorios libres de minería.

La declaración de sus territorios libres de minería lo hicieron en ejercicio de sus derechos a la autonomía y territorio, "tal decisión la deben respetar… nosotros conocemos nuestros territorio, lo veneramos y lo respetamos, en el practicamos la agricultura, la ganadería, la pesca, el turismo y la gastronomía".

Los afectados de comunidades como Los Baños, Porvenir, Tinajitas y Villa Rica, de Actopan y Alto Lucero, decidieron cerrar, desde el pasado sábado el paso a los trabajadores de la empresa minera, pues acusan violaciones en materia penal y ambiental.

Asimismo denunciaron que las barrenaciones que ha realizado la empresa ha causado daños a pozos de agua que se han visto afectados han fragmentado la fragilidad del ecosistema con la apertura de caminos y las nuevas autorizaciones de sus informes preventivos por la Semarnat prevén la perforación de barrenos en las zonas de recarga de los manantiales que abastecen a cientos de personas del vital líquido.

Por eso hacen un llamado a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiental, Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), Comisión Nacional del Agua (Conagua), la Secretaría de Economía y, por supuesto al gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, para que respeten a los pueblos, que se les tome en cuenta.

En conferencia de prensa, Emilio Rodríguez, de La Asamblea Veracruzana de Iniciativas y Defensa Ambiental (Lavida), denunció que ya hay denuncias interpuestas ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), así como ante la Fiscalía General del Estado (FGE), pero las dependencias no han dado respuesta a ello.

De manera constante, las mineras Almaden Minerals y Candelaria Mining hostigan a los habitantes de la zona, para entrar a sus terrenos a hacer trabajos, y para que no estén en contra de las minas a cielo abierto Caballo Blanco y El Cobre, y para que coaccionen a las autoridades a favor de dichos proyectos, refirió Emilio Rodríguez.

"Trabajaron en mi terreno como si fuera de ellos"

"Me dio coraje porque pasaron cerquitita de mi casa y no me dijeron nada, mandaron a trabajar en mi terreno como si hubiera sido propiedad de ellos", dijo Leonardo Cervantes Gabriel, quien interpuso una denuncia ante estos hechos considerados como "terrorismo" por parte de la empresa Almaden Minerals a través de Minera Gavilán, quien construye la mina El Cobre en el municipio de Actopan.

Leonardo, un campesino de la tercera edad, comentó "dos perforaciones hicieron en mi terreno, pero lo mismo hicieron en otros terrenos, hicieron una fila de hoyos, les urgían sus estudios, yo no quiero que echen a perder nuestro manantial, yo no quiero perjudiquen mis tierras, de qué voy a vivir".

Hasta hoy Leornardo es el único que ha interpuesto denuncia ante la Fiscalía del Estado por invasión a su tierra, "la denuncia solo puse yo, pero la empresa ha hecho varios hoyos, ahí muy cerquita de una escuela agarraron base para hacer unos barrenos, se llevaron como dos meses y medio y allí la autoridad del rancho La Asención nos opusimos para que no pasaran, pero no hace caso, no tienen respeto, se pasan en nuestra tierra sin pedirnos permiso".

Los pueblos nos estamos desesperando porque la empresa Almaden Minerals a través de Minera Gavilán sigue avanzando, hicieron unos hoyos como de 80 metros de hondo, se habla de la mina El Cobre I, El Cobre II y el Cobre III, pero los pueblos estamos inconformes, son pocos los que dicen que la empresa les va a pagar muy bien, pero es mentira, sí se metieron sin permiso".

Ascensión Sánchez, otro de los afectados, dijo que la minera asentada en Actopan se extiende "y estamos siendo asediados por un terrorismo porque no hay ningún gobierno que dé la cara y que defienda a las personas de las empresas que nos quieren quitar nuestras tierras. Las empresas mineras están trabajando con toda impunidad y no respetan los derechos de la gente del campo, hemos acudido a autoridades estatales y federales y lo que vemos es un total ausentismo de justicia, de personalidad jurídica. No hay justicia y por eso decimos que estamos ante un terrorismo porque las empresas caminan con absoluta libertad, no hay autoridad que dé la cara".