Sociedad y Justicia

La violencia de Veracruz, equiparable a dictaduras: Álvarez Icaza

agosto 13, 2017

Orizaba, Ver.- La tragedia que vive México por la creciente cifra de víctimas por desaparición forzada y el hallazgo de fosas clandestinas, sólo se compara a los resultados de la dictadura militar de Argentina o al terrorismo de Sendero Luminoso en Perú, opina Emilio Álvarez Icaza, exsecretario ejecutivo de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH), pero además plantea que Veracruz es un caso particular, "aquí siguen desapareciendo personas y asesinando periodistas".

En el caso particular de Veracruz, apunta, es un tema preocupante. "Siguen desapareciendo personas, sigue habiendo periodistas asesinados y no hay culpables. Este estado es un caso paradigmático de violaciones a los derechos humanos en donde aún no llega la justicia. Este estado es una de los más emblemáticos de violación a los derechos humanos en este país. Lo que queda claro es que la justicia no ha llegado. Hay denuncias de continuidad por desapariciones que es una dinámica constante e importante, no hay un cambio importante en materia de impartición de justicia".

Acerca de la construcción de una candidatura independiente a la Presidencia del país, señala que en este caso, se está dando un fenómeno muy interesante, sostiene. "Estamos rompiendo el síndrome Fidel Velázquez que decía que aquel que se mueve, no sale en la foto. Estamos rompiendo esa cultura autoritaria y generando un proceso para debatir las cosas públicas en público. Disputar el poder de una manera organizada y ciudadana y de alguna manera romper las estructuras corporativas y clientelares.

"Ese fenómeno –prosigue– está tomando una dinámica más acelerada gracias a las eficaces contribuciones de la clase política. Todos los días se cometen tal cantidad de barrabasadas, de tonterías y corruptelas que provocan que la indignación y hartazgo social crezca".

Los hechos y actos de corrupción, igual abonan al rechazo social, "los fenómenos de un secretario de Comunicaciones y Transportes que tiene socavones y corrupciones y no pasada nada. Ya se cumplió un mes de que murieron dos personas en una obra pública, por eso nos preguntamos qué le sabe (Roberto) Ruiz Esparza a Enrique Peña Nieto o que le debe el Presidente de la República que después de esos escándalos o los de OHL o el tren chino y el de tantas otras obras, pero ahí sigue".

Este tipo de situaciones, considera, "no generan una buena expresión de este gobierno. El gobierno de Peña Nieto tiene una profunda crisis ética a partir de la crisis de derechos humanos y de la de corrupción. Esos fenómenos generan una molestia que se van construyendo escenarios no sólo de una candidatura independiente, sino de muchas más. El año que viene hay 30 elecciones locales y eso va a permitir un diálogo de muchos Méxicos.

"En el caso de la iniciativa Ahora, lo que pensamos es que debe haber una irrupción en muchos niveles porque esa historia de que una persona va a cambiar el rumbo, ya no la creemos. Ya la vivimos y no funcionó por eso queremos generar una condiciones de irrupción, no sólo la construcción de mi posible candidatura, sino de muchas más.

"En estos momentos una candidatura independiente, tiene 40 por ciento de ganar la elección, pero además hay una enorme crisis de desconfianza y credibilidad. Por ejemplo en el Estado de México y dando por bueno los resultados que obtuvo Alfredo del Mazo por él sólo votaron 12 de cada 100 personas. Entonces ahí se ve la profunda crisis de legitimidad y de representatividad".

Por eso los mecanismos de construir candidaturas independientes es irle arrebatando terreno al autoritarismo y entonces cuando surjan expresiones auténticamente independientes, no aquellas que han estado años en partidos políticos y de repente se dicen independientes. Legalmente tienen derecho, pero hay que estar pendientes de su historia, porque así como hubo partidos satélites, no dudo que habrá candidatos –independientes– satélites, expone.