Política

Insuficiente, pacto de EPN para la economía familiar; no frenará inflación, señala Croisz

enero 10, 2017

Orizaba, Ver.- Con todo y el Acuerdo para el Fortalecimiento de la Economía Familiar, el encarecimiento de los precios en productos y servicios básicos mermará la calidad de vida de millones de mexicanos; igual disparará los índices inflacionarios por arriba de los cinco puntos porcentuales, pero además anulará las condiciones de crecimiento de las familias mexicanas, señala Julio Atenco Vidal, representante de la Coordinadora Regional de Organizaciones Indígenas de la Sierra de Zongolica (Croisz).

Sobre el incremento en los precios de los combustibles, asegura que es "el proceso de sometimiento de la nación y del pueblo mexicano hacia el imperio".

De esta forma cuestiona: "¿Esta decisión antipopular es aislada y sólo obedece a un cálculo en finanzas como dice el Secretario de Hacienda Meade (José Antonio Meade Kuribreña)? No. Esta decisión es un componente de un largo proceso de desmantelamiento de la soberanía nacional. Es una política deliberada de extracción de riqueza de México para beneficio del imperio gringo y europeo de lo cual sólo se beneficia una élite de ricos nacionales y su clase política con los cuales están asociados.

"Es un proceso gradual de pérdida de soberanía nacional y sometimiento al imperio gringo que inició al menos desde los gobiernos neoliberales priístas de Miguel de la Madrid (1982) pasando por los nefastos y corruptos gobiernos panistas de (Vicente) Fox y (Felipe) Calderón quienes le pasaron la estafeta a Peña Nieto".

Además, Julio Atenco explica que a partir del incremento de los precios de los combustibles se refuerza el entreguismo del gobierno mexicano a los intereses de organismos económicos internacionales, precisa: "Se trata de un plan de dominio y sometimiento al imperio gringo principalmente a cambio de procurar riqueza fácil para una élite empresarial nacional y su clase política: el reordenamiento administrativo del Estado mexicano que sirvió de sustento institucional para las reformas constitucionales subsiguientes, lo inició Miguel de la Madrid; la reforma constitucional que posibilita la destrucción del ejido y la concentración de la tierra en pocas manos principalmente extranjeras y la venta de las paraestatales la realizó Salinas de Gortari y la continuó Zedillo".

Añade que los primeros intentos importantes para privatizar Petróleos Mexicanos (Pemex) y desnacionalizar la explotación petrolera iniciaron jurídicamente con la reclasificación constitucional de la petroquímica básica y secundaria para legalizar la inversión privada, que ya se venía haciendo ilegalmente mucho tiempo atrás y la ejecutó Salinas de Gortari.

"La desnacionalización de los ferrocarriles nacionales le tocó hacerla al gobierno de Zedillo. La reforma laboral que legalizó la eliminación de las conquistas sociales y laborales, que igualmente se venían practicando con mucho tiempo de anticipación con la complacencia del gobierno, la realizó Calderón poco antes de concluir su mandato. Los gobiernos federales priístas y panistas han saqueado y destruido gradualmente a Pemex para declarar a esta gran empresa nacional como ineficiente y deficitaria y justificar así su abandono y la promoción de la inversión privada".

Anexa que a Enrique Peña Nieto y a la clase política a su servicio les ha correspondido hacer las reformas constitucionales llamadas estructurales para crear así el marco jurídico que legaliza (aunque no legitima) la política pública de desmantelamiento o destrucción de la estructura política del Estado mexicano que debería proteger y administrar los recursos naturales estratégicos de la nación, los bienes nacionales y el trabajo productivo de los mexicanos.

"El aumento a las gasolinas corresponde a una siguiente etapa de este proceso de desmantelamiento de la soberanía nacional y de dominio extranjero que está muy lejos de concluir. Con estas medidas alcistas se está garantizando a los inversionistas extranjeros precios y ganancias altísimas a la medida de la voracidad del imperio".

En datos del propio secretario José Antonio Meade se trata de 190 millones de litros diarios de gasolinas a precios de oro, "esta es la alfombra roja para invitar a pasar a la inversión extranjera, tan solo para el año pasado ya esperaban una inversión de 16 mil millones de dólares en extracción, refinación, almacenamiento, distribución y venta", concluyó.