Política

Deja de pagar rentas la UPAV y cancela las clases indefinidamente

enero 08, 2017

Estudiantes y maestros de las diversas carreras de la Universidad Popular Autónoma de Veracruz (UPAV) protestaron contra de la nueva rectora, Maribel Sánchez Lara, porque este sábado fueron suspendidas las clases de manera indefinida para iniciar con un nuevo cuatrimestre.

Explicaron que el origen de esta situación es porque la rectora se negó a seguir pagando rentas a las escuelas secundarias y preparatorias donde la UPAV lleva a cabo sus actividades.

Detallaron que cada cuatrimestre, los estudiantes pagan una cuota de mantenimiento a un patronato, posteriormente éste deposita a las cuentas de las escuelas por concepto de renta y así permitirles el uso de los planteles educativos.

Tal acuerdo se venía respetando desde el inicio de la UPAV con Guillermo Zúñiga Martínez, pero ahora con el arribo de Maribel Sánchez Lara como rectora decidió ya no pagar rentas e incluso a través de una circular se amenazó a los estudiantes con expulsarlos si continuaban haciendo depósitos a cuentas bancarias no autorizadas por la universidad.

Tanto catedráticos como alumnos que asistieron este sábado al reinicio de clases fueron notificados por los directores de las carreras que no debían ingresar a las escuelas, con riesgo de ser expulsados o despedidos. Ahí les dieron a conocer que hasta la próxima semana les informarán en qué escuelas van a tener que tomar clases, pues ya no serán las mismas.

Algunos de los profesores comentaron que el transfondo de este asunto es que se pretende hacer negocio con otros directores de escuelas y asociaciones de padres de familia, donde simulen pagos de renta, pero en realidad serán repartidos entre funcionarios de la UPAV y de cada escuela. Mientras tanto, este sábado tuvieron que ser suspendidas las actividades y esperar a que les informen la fecha de reinicio de actividades, así como las sedes.

Sin embargo manifestaron su inconformidad de haber sido amenazados con ser expulsados los estudiantes y despedidos los maestros si se daban clases el día de hoy, o hacer los pagos como los venían haciendo de manera normal, cuando ha sido poca la información que les han brindado.